Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.comDeChalaca manifiesta su firme posición sobre la necesidad de que el fútbol peruano destierre la práctica de jugar partidos oficiales a puerta cerrada, algo que resulta más perjudicial para el valor del producto que casi cualquier otra medida.

El último fin de semana, los estadios cerrados estuvieron en boga en el medio por tres vertientes diferentes:

- En el Monumental de Ate, Universitario debió ser local sin público por segunda fecha consecutiva. En el caso crema, los entuertos entre la administración temporal saliente y la entrante causaron que nadie pudiera hacerse estrictamente responsable a tiempo de los trámites necesarios ante el Ministerio del Interior, que acusó de extemporánea la solicitud. Por tanto, como ante la Universidad San Martín, los hinchas cremas no pudieron ver a su equipo frente a FBC Melgar.

- En el Francisco Mendoza Pizarro de Olmos, Pirata FC recibió sin público a Carlos A. Mannucci. En el caso filibustero, la situación obedeció a una sanción contemplada en el reglamento de la Liga 1 por haber incumplido con la presentación de la documentación que avalara el cumplimiento de los pagos de AFP y CTS correspondientes al mes de junio en la planilla del club.

Hasta el futsal femenino se ha sumado al pedido masivo de contar con público para los partidos de mujeres. (Foto: Álex Melgarejo / DeChalaca.com) 

- En la Zona Lima del Campeonato Nacional de Fútbol Femenino, se llevan ya jugadas diez jornadas sin acceso a público. Muchos hinchas se quedaron afuera de Matute, por ejemplo, en el encuentro que Alianza Lima disputó ante la Universidad San Martín el jueves 29; y el atractivo Universitario - Sporting Cristal disputado en la VIDU el viernes 30 sufrió un trance similar. A partir de eso, jugadoras como la íntima Kiara Larrea o las cremas Cindy Novoa y Geraldine Cisneros viralizaron sus mensajes de protesta con un argumento muy claro: cómo puede pretenderse que el fútbol femenino crezca en el país si el público no puede ver los partidos.

Las tres situaciones son distintas, pero convergen en una arista común: la tolerancia que existe de parte de nuestra sociedad futbolística a la idea de que un partido de fútbol oficial puede jugarse sin gente en las tribunas. Las razones van desde lo sociológico -el desapego y la falta de sentido de pertenencia e identidad que sí existen en otros países de la región hacia el fútbol- hasta lo burocrático -normas o tramitología muy propios de nuestra realidad-. Y es por allí donde hay que trabajar.

Claro que no todo es sencillo. La Liga de Fútbol Profesional ha hecho un intento visible de mejorar la calidad del producto fútbol en el país, y situaciones como la de Universitario escapan de su control -de hecho, el ente rector publicó un duro comunicado en protesta por la situación interna del club merengue-. En la propia 'U', ha hecho muy bien Jean Ferrari al reconocer que el caso es vergonzoso, en esos mea culpa que a veces hacen falta en el medio. Quizá a futuro haya que trabajar en normativa preventiva como que si un club no es capaz de garantizar su localía en un plazo previo razonable, pierda esa condición y de inmediato la Liga tenga la atribución de programar por sí misma el encuentro en una sede neutral o incluso invertirla en favor del visitante, lo que -con las consecuencias económicas del caso- significaría una aleccionadora sanción hacia el club incapaz de resolver sus problemas internos.

Pirata y Mannucci sin gente en Olmos: ¿contribuye en algo a pagar los montos pendientes por AFP o CTS?

Del mismo modo, la propia Liga podría revisar si tiene sentido que una falta derivada de un incumplimiento económico sea combatida con un perjuicio económico adicional, como en el caso de Pirata. La regla está dada y hay que cumplirla, pero posiblemente una sanción de otro corte, como la confiscación directa de la taquilla para destinarla al pago pendiente y quizá adicionalmente la pérdida del derecho de cupo de extranjeros en el partido en cuestión sean medidas más efectivas o adecuadas. Es cuestión de explorar alternativas sin cerrar las pocas tuberías de ingresos que existen.

En el fútbol femenino, sin duda la expectativa reciente generada en la afición a partir de la participación de la selección en los Panamericanos y otros temas más sociales no ha estado acompañada del desarrollo de una estructura normativa e institucional capaz de lidiar con una demanda creciente. No hay logística para trámites ante los organismos de seguridad ni tampoco protocolos establecidos. Pero entonces hay que buscar alternativas creativas: quizá conseguir la habilitación de un escenario único, restringir al tope los derechos de admisión para evitar la presencia de barrabravas y llevar a cabo allí el íntegro de la jornada. Hay que explorarlo.

En cualquier caso, en DeChalaca jamás vamos a quedarnos en la protesta por la protesta: hay que ofrecer alternativas de solución. Pero siempre partiendo de una premisa: no hay que tolerar que un partido se juegue sin gente en las tribunas.

La siempre llena tribuna Occidente del estadio Huancayo, paradigma de lo que no se ve por TV en el fútbol nuestro. (Foto: Juan Aquino / DeChalaca.com)

En la Liga Española, por ejemplo, se sanciona a los clubes que permiten que algún ángulo de las tribunas visibles en las pantallas televisivas se aprecie vacío. Existe un entendimiento de que hoy el fútbol es un espectáculo centralmente audiovisual, que llega a muchísima más gente que solo la que puede estar en el lugar físico donde se disputa. En esa línea, por ejemplo, en DeChalaca hemos hablado hasta el cansancio de la conveniencia de que algunos partidos sean transmitidos desde la tribuna Oriente, pues se mostrará una tribuna Occidente con mayor cantidad de aficionados.

Todo pasa por saber vender el producto. Por alinearse con los tiempos y con una demanda que es tanto o más exigente con la forma que con el fondo de un espectáculo que, para que mejore en términos de calidad y rendimiento, requiere recursos que su correcta explotación marketera le puede proveer.

Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.com


Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy