Composición fotográfica: Roberto Gando / DeChalaca.comEl fútbol peruano culminó en 1964 con la visita del arquero más reconocido en el mundo, el ruso Lev Yashin, que en su mejor momento vino como parte de la primera gira que el Dinamo de Moscú realizó por el Perú hace 50 años para jugar en Lima y Arequipa.

 

Pocas veces el Perú ha tenido la oportunidad de ver a las grandes estrellas del fútbol en su apogeo. Pelé vino con el Santos, Alfredo Di Stéfano con España, Diego Maradona con Boca Juniors y Argentina, incluso Lionel Messi y Neymar nos visitaron con sus respectivas selecciones, por citar dos casos recientes. Pero en 1964 quien se presentó fue Lev Ivanovich Yashin, la ‘Araña negra’, el mítico portero ruso que en toda su carrera defendió al Dinamo de Moscú y que por entonces era el mejor jugador de Europa tras recibir el Balón de Oro.

Guantes creyentes

Un año antes, en el mismo mes, el fútbol que entonces se practicaba en la Unión Soviética dio una clase de cómo jugar a la pelota en dos partidos frente a Sporting Cristal y Alianza Lima. Su rival aquella vez fue otro Dinamo, el de Tbilisi, que ganó ambos encuentros y por ello fue que en el medio se instaló una gran expectativa por ver qué tanto se había aprendido.

Cuando comenzó diciembre, el campeonato de Primera División de aquel año aún no había terminado. Aún faltaban disputarse cuatro fechas en las que Universitario acabó ganando el título por delante de Cristal y Deportivo Municipal. En medio de ello fue que vino de gira el equipo de Moscú, que desde su arribo a fines de noviembre se convirtió en el centro de atención de la prensa y de diversos jugadores.
Todos observan a Lev Yashin, incluso reconocidos arqueros peruanos como Luis Rubiños, Dimas Zegarra, Reynaldo Párraga y el ya retirado Rafael Asca (Recorte: diario La Crónica)
Ya en suelo peruano, el Dinamo realizó sus prácticas en las instalaciones del club celeste en el Rímac. Y entre lo que más se destacó estuvo lo hecho por Yashin frente a los remates de sus compañeros, dando lecciones de cómo se paraba frente al arco, su buena ubicación y grandes reflejos. De todo ello tomaron nota algunos arqueros peruanos que se dieron cita para ver in situ si lo que los medios decían de la estrella rusa era cierto o no. Entre ellos destacaban los nombres de Luis Rubiños, Dimas Zegarra y Reynaldo Párraga, además de Rafael Asca, retirado de la actividad y que formaba parte del comando técnico rimense.

Caminos opuestos

Su debut en el estadio Nacional se dio la noche del martes 1 de diciembre frente a Alianza, aún vigente bicampeón del fútbol peruano y que tenía a Víctor 'Pitín' Zegarra y 'Perico' León como figuras. Para aquel partido los rusos, a los que dirigía Oleksandr Ponomarov, alternaron con Yashin; Eduard Mudrik, Georgij Rjabov y Vladimir Kesarev; Valeri Maslov y Vladimir Glotov; Yuri Vshivtsev, Yuri Avrutskiy, Valery Korolenkov, Nikolai Bobkov y Valeri Fadeyev.

Del partido ante los íntimos lo que más resaltó fue la distina forma de encarar al rival. Mientras Alianza apeló al juego de pases cortos, esperando al oponente para superarlo en una acción individual, el del Dinamo se caracterizó por el pase largo, dejando correr el balón más que el jugador y su intensa capacidad de marca.
Lev Yashin contiene el golpe de cabeza de Héctor Valle en una de sus primeras atajadas en suelo peruano cuando enfrentó a Alianza Lima (Recorte: diario La Crónica)
El primer gol se produjo a los 27’ luego que Rodolfo Guzmán vio a Yashin adelantado y lo sorprendió con un remate largo que puso a Alianza arriba en el marcador. Solo en la segunda etapa fue que los rusos lograron batir al meta Rodolfo Bazán, primero a los 50’ mediante Avrutskiy y luego a los 71’ cuando Bobkov selló el definitivo 1-2.

Pese al error en el tanto de Guzmán, la labor de la ‘Araña negra’ se elogió ya que cortó varios ataques cuando el cuadro blanquiazul mejor se desempeñó. Sin embargo, todo eso cambió luego de su siguiente encuentro.

Fama contrafama

El 3 de diciembre el turno fue de Cristal. Los cerveceros, que contaban entre sus mejores jugadores con Eloy Campos, José del Castillo, Hugo Lobatón y Carlos Gonzales Pajuelo, sorprendieron a todos cuando a los 17’ un tiro libre desde el lado derecho cobrado por Campos se coló por entre la defensa del Dinamo y pasó con permiso de todos hacia el poste contrario de Yashin, que no atinó a reaccionar y solo observó cómo la pelota ingresó a su arco.
Solo hace vista Lev Yashin luego que la pelota se paseó por su área tras el tiro libre de Eloy Campos que le dio el triunfo a Cristal (Recorte: diario La Crónica)
Aquel tanto fue el único del encuentro ante los celestes, que con el 1-0 se dieron por satisfechos aunque antes, a los 40’, provocaron la ira del meta ruso tras una carga por detrás de Lobatón que en respuesta recibió una patada. El árbitro, Arturo Yamasaki, lo expulsó sin miramientos ante la rechifla del público, lo que provocó que los dirigentes de su club consideraran la opción de enviarlo de regreso a su país como castigo.

Tres días después y tras un viaje hasta Arequipa al que se sumaron cinco refuerzos recién llegados de Europa, el Dinamo se presentó en el estadio Melgar para enfrentar a un combinado arequipeño formado por jugadores del Aurora, Melgar, Independiente, León del Sur e Isabelino y que empleó el nombre y los colores del cuadro atigrado. Cerca de 12,000 espectadores abarrotaron las tribunas para ver lo que terminó en victoria de la visita por 1-3, aunque lo más resaltante acabó por ser el trabajo de Yashin, que se reinvindicó durante el primer tiempo antes de ser reemplazado por Viktor Bannikov.
Jugando en Arequipa, Yashin recuperó toda su prestancia en el arco del Dinamo que le ganó al Aurora (Recorte: diario La Crónica)
Del encuentro lo único destacado fueron los goles: apenas a los 7’ los rusos abrieron el marcador por medio de Glotov, aumentando Viktor Serebrianikov a los 62’ y Slava Metreveli a los 70’ con golpe de cabeza, mientras que Eduardo ‘Patato’ Márquez logró el descuento a los 81’ para los arequipeños.

De mitad en mitad

El Dinamo de Moscú volvió a Lima para culminar su gira por Perú el 9 de diciembre ante Municipal, al que dirigía Roberto ‘Tito’ Drago y que se reforzó con Ramón Mifflin y el arquero Carlos Salinas del Centro Iqueño, que ante los rusos disputó su primer encuentro internacional. Con Lev Yashin nuevamente como titular en un tiempo, la visita sacó una clara ventaja en la primera parte en la que se impuso por tres goles. El primero lo consiguió mediante Mikheil Meskhi a los 39’, mientras que a los 41’ y 44’ aumentó Serebrianikov.
Viktor Serebrianikov remata al arco de Municipal para batir a Carlos Salinas en el último partido del Dinamo con Lev Yahsin en Lima ese año (Recorte: diario La Crónica)
El cuadro edil solo consiguió aminorar la cuenta a los 53’ cuando Matías Quintos (otro refuerzo) sacó un remate de lejos que venció al portero Ayinkov. Con un saldo de tres partidos ganados y dos goles recibidos, la imagen que Yashin dejó en la capital estuvo más acorde a la fama con la que llegó.

El equipo ruso luego partió hacia el sur para seguir su gira por Chile y Argentina, mientras que para la ‘Araña negra’ años después hubo otra oportunidad de presentarse nuevamente en el Perú, cuando en febrero de 1969 regresó con el Dinamo para jugar ante Alianza, aunque ya para entonces lo mejor de su carrera se había quedado junto a las redes que tan bien defendió durante dos décadas.

Composición fotográfica: Roberto Gando / DeChalaca.com
Recortes: diario La Crónica


Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy