Ilustración: Gian Saldarriaga / DeChalaca.com 

 

El arquero

Edwin Van der Sar (Manchester United): No merece mayor presentación el conocido 'Flaco'. Con una dilatada carrera llena de triunfos y campeonatos, el holandés fue un muro para las arremetidas del Chelsea, en especial al sacar un remate peligroso de Frank Lampard que podría haber sido el empate. Si bien no fue el único que no recibió goles en esta jornada, estuvo bastante más atareado que Iker Casillas y su trabajo puede haber definido la eliminatoria más pareja de estos Cuartos.

Los defensas

Dani Alves (Barcelona): El brasileño fue de menos a más. Si bien comenzó aterrando a los aficionados blaugranas con un par de pérdidas de balón en los primeros minutos de juego, luego supo rehacerse y volverse una opción desde la banda derecha. Dani se dio maña para anotar el segundo gol tras una gran asistencia de Andrés Iniesta, además de asistir a Xavi para el último gol.

Gerard Piqué (Barcelona): Al igual que Alves, se supo reponer del buen inicio del equipo ucraniano y mantuvo la solidez defensiva necesaria para que su equipo termine arrollando al Shakhtar. No tuvo responsabilidad en el gol que le hacen a su equipo, y por el contrario se supo sumar al ataque y hasta anotar. Si bien puede tener fallos por momentos, el 'waka waka' sabe compensarlo con una gran visión al momento de conducir la pelota.

Nemanja Vidic (Manchester United): Responsable también del gran resultado de los red devils en Stanford Bridge. El serbio hace mucho que se consagró como uno de los mejores centrales del mundo, y una vez más estuvo atento ante delanteros de la talla de Didier Drogba, Fernando Torres y Nicolas Anelka. Nunca fue superado y no se quiso complicar la vida en ningún momento. En un equipo que a veces no convence por su juego, la solidez defensiva que le da Vidic permite que siga vivo en tres competiciones a estas alturas de la temporada. 

Marcelo (Real Madrid): Ésta ha sido de las mejores temporadas del lateral brasileño y varios de sus mejores momentos los ha guardado para esta competición. En el festival que se dio el cuadro merengue ante el Tottenham, el brasileño supo comerse su banda y superar sin problemas a Jermaine Jenas, jugador que le facilitó el trabajo al no tener cualidades ofensivas -como sí lo tiene el descartado a último momento, Aaron Lennon-. Pese a ello, sus asistencias y trepadas ayudaron a que su equipo se vea en una semifinal tras ocho años.

Los centrocampistas

Jefferson Farfán (Schalke 04): No llegó a anotar, pero la importancia que tiene el peruano en su equipo es indudable. Las cámaras suelen apuntar a Raúl, pero el coraje y entrega de 'Jeffry' resalta por encima de su equipo. En el primer tiempo tuvo problemas para superar a Javier Zanetti, pero ya en la etapa final lo hizo varias veces, creando peligro y estando involucrado en los cinco goles de su equipo. Sin duda, es uno de los mejores momentos del ex Alianza Lima, que espera poder alcanzar por segunda vez en su carrera las semifinales de la Champions League.

Xavi (Barcelona): El 'motorcito' de Terrassa jugó un gran partido y se encargó de asistir y anotar en la fiesta azulgrana. Es indudable que los tiempos de su equipo los impone él, y así como nos tiene acostumbrado, fue el constructor de todas las jugadas de ataque de su equipo.

Michael Carrick (Manchester United): Un todoterreno el ex Tottenham. En el partido más físico que se vio esta semana, el inglés tuvo casta e inteligencia para complicar a la zona creativa del Chelsea. No es un jugador técnico, pero sí sacrificado en la marca, algo que en el fútbol de hoy es más valorado precisamente para partidos como el que tuvo que jugar.

Andrés Iniesta (Barcelona): Fue de lejos el mejor de esta jornada. Si bien su equipo estuvo a su nivel, fue el encargado de  'abrir la lata', aparte de regalar una preciosa asistencia a Alves. Con técnica y velocidad complicó de sobremanera a sus marcadores. Su buen momento vuelve al Barcelona en el primer candidato en llegar a la final, además de que no jugará la vuelta por acumulación de amarillas, por lo que llegará 'limpio' a las semifinales.

Los delanteros

Edú (Schalke 04): La lesión de Mario Gavranovic y el cambio de técnico le han dado una nueva oportunidad al brasileño, que no tuvo mejor idea que mostrarse ante un Giuseppe Meazza repleto. Anotó dos goles, el que marcó el 2-2 parcial, tras un gran esfuerzo para coger el rebote de Julio Cesar; y el quinto, tras una tremenda media vuelta que marcó el definitivo 2-5. Si Edú y su equipo mantienen la forma y concentración en el próximo partido, podrán colarse a a semifinales con un resultado global de escándalo.

Emmanuel Adebayor (Real Madrid): Su altura lo vuelve un jugador torpe, pero frente al Tottenham supo mostrar su verdadera virtud: el juego aéreo. El togolés se encargó de abrir el marcador con un gol de camerino, y encarriló un partido que terminó siendo un trámite. Su segundo gol -también de cabeza- sirvió para mostrarle a su club que vale la pena pagar la ficha al Manchester City para que se quede.

Ilustración: Gian Saldarriaga / DeChalaca.com

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy