Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.comConcluyó el Mundial Sub-20 que se desarrolló en Corea del Sur con Inglaterra como nuevo monarca. Los inventores ganaron su primer certamen de la categoría al derrotar en la final a una histórica Venezuela.

Adrián Cabrejo | @adriancabp
Director periodístico

Siempre hay una primera vez. Llegó la hora de los inventores. Inglaterra logró su primer título en un Mundial Sub-20 que llegó a sus instancias más decisivas con otros tres seleccionados que nunca habían ganado el certamen. No fue un Mundial brillante en cuanto a calidad de juego, pero sí un torneo que dejó a varios jugadores a tener en cuenta de cara al futuro.

El podio

Inglaterra: El equipo dirigido por Paul Simpson consiguió su primer Mundial Sub-20 con una generación que se postula como la que toda Inglaterra aguardaba desde hace décadas. Los inventores fueron sembrados en el Grupo A junto a selecciones como Argentina, Guinea y Corea del Sur. Solo los africanos le pudieron robar un empate en todo el torneo. En las instancias decisivas los ingleses tampoco flaquearon. En octavos de final vencieron 2-1 a Costa Rica, en cuartos derrotaron por 1-0 a México y en semifinales impusieron todo su oficio para voltearle el partido por 3-1 a Italia.

En la esperada final le ganaron con lo justo por 1-0 a una aguerrida y combativa Venezuela. La clave fue contar con una defensa sólida y con un ataque de transiciones rápidas. Destacaron el golero Freddie Woodman, el defensor central Fikayo Tomori, el lateral izquierdo Kyle Walker-Peters, el extremo izquierdo Ademola Lookman y los atacantes Dominic Solanke y Dominic Calvert-Lewin.

La participación de Venezuela en el Mundial Sub-20 provocó a admiración del mundo entero. (Foto: Getty Images) 

Venezuela: La gran sorpresa del torneo pasó de cenicienta a feroz competidor que estuvo a un paso de consagrarse campeón del mundo Sub-20. El equipo dirigido de forma brillante por Rafael Dudamel empezó su camino en el Grupo B con una extraordinaria victoria por 2-0 ante Alemania. El triunfo ante los germanos sirvió para poner los cimientos de un equipo que terminó metiéndose en el corazón del mundo entero. Venezuela acabó la fase de grupos con otras victorias por 7-0 sobre Vanuatu y por 1-0 sobre México para terminar como líder invicto con 10 goles a favor y 0 en contra. Los llaneros no la tuvieron sencilla desde octavos de final, cuando superaron por 1-0 a Japón en la prórroga. En cuartos, también en tiempos suplementarios, se sacaron de encima a Estados Unidos al derrotarlo por 2-1.

El pase a la gran final llegó tras una victoria por penales sobre Uruguay, en un partido de locos que Venezuela logró equiparar en el último minuto del tiempo reglamentario. La final la perdieron por 1-0 ante Inglaterra. La clave fue la solidez de su portero y las múltiples variantes ofensivas con las que contó Dudamel. Destacaron notablemente el arquero Wuilker Fariñez y el mediocentro Yangel Herrera. También se debe mencionar a jugadores como Nahuel Ferraresi, Ronaldo Lucena, Yeferson Soteldo, Adalberto Peñaranda y Sergio Córdova. Un equipo para la historia del fútbol sudamericano a nivel Sub-20.

Italia: Los italianos arribaron al Mundial Sub-20 como uno de los favoritos para llegar a instancias decisivas luego de culminar como subcampeones del Europeo Sub-19 que se jugó en 2016. El equipo de Alberigo Evani sufrió para avanzar en el Grupo D al conseguir apenas 4 puntos luego de perder ante Uruguay, derrotar a Sudáfrica y empatar ante Japón. En octavos de final se reencontraron con Francia, su verdugo en el proceso clasificatorio. La Azzurra esta vez entró con sed de revancha y se sacó de encima al cuadro galo, para luego eliminar en la prórroga por 3-2 a Zambia, en el que quizás fue el mejor partido del torneo. En semifinales no pudieron con Inglaterra y sucumbieron por 3-1. En el encuentro por el tercer lugar se impusieron a Uruguay en la definición por penales luego de igualar 0-0. Destacaron el defensor Giuseppe Pezzella, el extremo derecho Riccardo Orsolini, quien acabó como el goleador del certamen, y el delantero Andrea Favilli.

Los destacados

Uruguay alcanzó la semifinal, pero justo se topó ante la sorprendente Venezuela. (Foto: AFP) 

Uruguay: Los charrúas ganaron el Sudamericano Sub-20 2017 y también llegaron a Corea del Sur con el rótulo de equipo candidato. El cuadro dirigido por Fabián Coito no decepcionó a pesar de no poder ocupar un lugar en el podio. Superaron la fase de grupos sin problemas al totalizar 7 puntos que le permitieron acabar por encima de Italia, Japón y Sudáfrica. Luego sufrieron pero lograron avanzar hasta semifinales al vencer a Arabia Saudita por 1-0 y a Portugal en la definición por penales de un encuentro de poder a poder. En sus últimos dos encuentros cayeron desde los doce pasos ante Venezuela e Italia. Dejaron buenas sensaciones y parece que el futuro de Uruguay está asegurado con la calidad de jugadores como el lateral derecho José Luis Rodríguez, el central Agustín Rogel y los mediocampistas Rodrigo Betancur, Federico Valverde y Nicolás de la Cruz.

Portugal: Los lusos llegaron hasta cuartos de final y ratificaron que son una potencia europea a nivel juvenil. El equipo comandado por Emilio Peixe transitó un camino de espinas en la fase de grupos luego de perder por 2-1 ante Zambia, empatar 1-1 ante Costa Rica y superar por 2-1 a Irán. Clasificaron segundos con 4 puntos en un grupo sumamente disputado y en octavos de final eliminaron al anfitrión Corea del Sur con un inobjetable 1-3. En la siguiente instancia sostuvieron un duelo intenso ante un Uruguay que se impuso en la definición por penales. Mostraron al mundo a Bruno Xadas, un mediocampista ofensivo de prolija habilidad y pegada exquisita, y al delantero Diogo Gonçalves.

Zambia: Llegaron a Corea del Sur como los vigentes campeones africanos luego de ganar invictos el clasificatorio Sub-20 en África. Los Junior Chipolopolo ratificaron esos pergaminos en el Mundial y avanzaron en una fase de grupos bastante reñida en la que derrotaron a Portugal e Irán y en la que perdieron ante Costa Rica. Luego afrontaron los que quizás fueron los dos mejores partidos del torneo: la victoria 4-3 sobre Alemania en octavos de final y su derrota por 3-2 ante Italia en cuartos. Dejaron tres jugadores para tener en cuenta de cara al futuro: los mediocampistas Fashion Sakala y Emmanuel Banda y el delantero Enock Mwepu.

Las decepciones

Argentina fue una catástrofe en el Mundial Sub-20. (Foto: Getty Images) 

Argentina: Ya habían encabezado esta lista dos años atrás, y esta vez repitieron el plato. Los dirigidos por Claudio Úbeda se metieron por la ventana en el Sudamericano Sub-20 y no pudieron borrar la terrible imagen que muestran año tras año los seleccionados argentinos en estos certámenes. Perdieron sus dos primeros partidos sin discusión alguna ante Inglaterra y Corea del Sur. Ni la goleada por 5-0 ante Guinea les sirvió para avanzar a octavos de final como uno de los mejores terceros. Como dato anecdótico: el delantero Lautaro Martínez se convirtió en el primer jugador expulsado en un Mundial Sub-20 con el uso del sistema VAR, luego de que el árbitro consultara a las cámaras si el futbolista argentino había cometido una agresión contra el inglés Tomori.

Ecuador: Los subcampeones del Sudamericano Sub-20 no pudieron ganar ni un solo encuentro en territorio surcoreano. Empezaron con un empate 3-3 ante Estados Unidos, pero la derrota ante Arabia Saudita minó las intenciones del conjunto ecuatoriano. En la última jornada del Grupo F igualaron 0-0 ante Senegal y regresaron a casa en el último lugar.

Honduras: Otra selección que repite el plato como decepción. Esta vez no fueron goleados por Fiji, pero sí quedaron fuera en un grupo relativamente sencillo junto a Francia, Nueva Zelanda y Vietnam. Cayeron por 3-0 y 3-1 ante los franceses y neozelandeses. Ni la victoria por 2-0 ante el humilde conjunto vietnamita le sirvió para clasificar como uno de los mejores terceros.

Las estrellas

Faríñez fue la figura de Venezuela. (Foto: Getty Images) 

Wuilker Fariñez: La FIFA premió al inglés Freddie Woodman con el Guante de Oro, pero Fariñez fue sin discusión alguna el mejor portero del torneo. Apenas recibió 3 goles, el primero en el minuto 117 de su quinto encuentro en el Mundial Sub-20. No solo aportó con grandes intervenciones, también fue uno de los líderes de un seleccionado llanero que hizo historia. Fue clave en la definición por penales ante Uruguay y seguramente dejará pronto el Caracas FC. Venezuela tiene arquero para los próximos 15 años.

Riccardo Orsolini: No es delantero pero terminó como el máximo goleador del torneo con 5 tantos. Apareció desde la banda derecha para aportar el desequilibrio y el gol que Italia necesitaba para meterse en instancias decisivas. Jugó toda la temporada 2016/17 como habitual titular en el Ascoli de la Serie B. Ahora debe volver a la Juventus y se espera que su progresión sea la adecuada para que sus diagonales mortales puedan ser observadas en el primer mundo futbolístico.

Dominic Solanke: Un delantero que demostró una faceta bastante completa en el Mundial Sub-20. El atacante inglés fue un tanque en el ataque del campeón, con el que anotó 4 goles a lo largo del certamen. Aprovechó muy bien sus 189 centímetros para hacerse sentir en el área. Siempre bien ubicado, fue el máximo goleador de Inglaterra y fue premiado como el mejor jugador del torneo. Acaba de ser contratado por el Liverpool luego de terminar contrato con el Chelsea. Aún no ha debutado en la Premier League, pero sí tiene experiencia a nivel profesional al haber jugado una temporada cedido en el Vitesse de Holanda.

Solanke se debe convertir en poco tiempo en el nuevo goleador de la selección inglesa. (Foto: Getty Images) 

Yangel Herrera: El alma de Venezuela en el Mundial Sub-20. El capitán llanero dejó la vida en la cancha en cada encuentro y demostró por qué a sus cortos 19 años ya es un habitual en las convocatorias de Rafael Dudamel en la selección absoluta. Desde la mitad de la cancha se convirtió en el capataz de un equipo histórico en el que mandó con absoluta firmeza cada que vez robó un balón. Anotó un gol decisivo en la victoria 1-0 ante Japón por octavos de final. Es compañero de Alexander Callens en el New York City.

Federico Valverde: La joya uruguaya que pertenece al Real Madrid no decepcionó en Corea del Sur. Fue elegido como Balón de Plata gracias a su excepcional repertorio de pases largos y potentes remates de larga distancia. En el Mundial demostró que es un mediocampista mixto con excelente panorama que puede habilitar a cualquier compañero en ataque con un solo toque de balón. Anotó un gol ante Portugal en cuartos de final.

Bong Kalo: Es cierto que Vanuatu fue la única selección que acabó el torneo sin sumar puntos, pero su participación nos dejó a un equipo aguerrido que le generó pesadillas a México y Alemania. Su máximo referente fue Bong Kalo, un mediocampista habilidoso que portó el dorsal 10 y que anotó 3 goles en los tres encuentros que disputó, el último un tanto de excelente factura ante los germanos. Parece que Roy Krishna al fin tiene un rival digno en las islas del Pacífico.

Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.com
Fotos: AFP, Getty Images

 


Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy