Foto: FIFA.com

Ghana, el próximo rival de Perú en el Mundial Sub-17, no es solamente uno de los equipos que ha dejado mejores impresiones debido a su gran potencia física y buen despliegue táctico, sino también uno de los países con mejor palmarés en la categoría. ¿Cuáles son las cartas del adversario más afamado que los dirigidos por Oré se han encontrado hasta ahora?  

Ghana ha sido uno de los dos países de África -junto a Nigeria- en relucirse más en esta categoría, opacando a algunos con mayor tradición futbolística, como Camerún, por ejemplo. Bicampeón mundial Sub-17, ha aportado una gran cantidad de jugadores a las grades ligas europeas. En el Mundial Italia 1991 sumó su primera consagración al imponerse a España, en uno de los hechos que marcó el inicio de una década de crecimiento futbolístico neto para el continente africano. En ese equipo los que más resaltaron fueron Nii Lamptey, Mohammed Gargo y el conocido Sammuel Osei Kuffour, ex compañero de Claudio Pizarro en el Bayern Munich y quien en 2001 anotaría el gol que le daría la Copa Intercontinental al equipo bávaro frente a Boca Juniors.

 

El capitán ghanés Nana Alexander Opoku alza la copa de campeón mundial Sub-17 en Italia 1991 (Foto: FIFA.com)En el mundial de Ecuador 1995 se reafirmaría el liderazgo ghanés en esta categoría. En ese plantel se dio a conocer el ahora jugador del Fenerbahce de Turquía y capitán de la selección mayor Stephen Appiah. Con su poderoso juego táctico y físico, sorprendían a los denominados grandes de la época, como Brasil, que cayó 3-2 perdiendo la final. Y es que las ‘Estrellas Negras’ han aportado muchos nombres desde esa categoría. En Nueva Zelanda 1999, el equipo quedó tercero tras vencer 2-0 a Estados Unidos y otra vez iba a darse la aparición de un jugador diferente, que fue figura en el reciente Mundial Alemania 2006: el centrocampista Michael Essien, actualmente titular indiscutido en el Chelsea -y otra vez junto al peruano Pizarro-.

 

No es algo nuevo que los demás equipos duden de la edad de los jugadores africanos, debido a que la estructura física de los jugadores pareciera más desarrollada que la de un joven de 17 años. Hasta Teófilo Cubillas expresó durante los últimos días la duda de que este equipo los jugadores tengan una mayor edad de la establecida. Como fuere, la precariedad que predomina en los registros civiles de muchos países africanos hace imposible llegar a la verdad en la materia. Así, el atacante Ransford Osei, es uno de los principales baluartes del equipo africano. El plantel que participa en el Mundial coreano, además, cuenta con un futbolista que ya juega en el extranjero: el atacanteKelvin Owusu Bossman, en el Reading inglés.

 

El portero Joseph Addo ha sido clave en la campaña ghanesa (Foto: FIFA.com)

En octavos de final, Ghana dio el gran golpe al eliminar a Brasil, en un partido que jugó más de un tiempo con diez jugadores por expulsión del volante Francis Boadi. El técnico Sellas Tetteh apeló al contraataque, con pases largos a los delanteros Sadick Adams y Ransford Osei. La apuesta le dio frutos, ya que ‘Las Estrellas Negras’ lograron el triunfo con gol de Issac Donkor -con gran complicidad del meta brasileño Marcelo.

 

Una lectura rápida de los antecedentes invitaría al equipo de Juan José Oré a esperar este sábado para contragolpear con la rapidez de Manco y Ávila, debido a la gran potencia física de los jugadores ghaneses. Se dice que los "jotitas" ya cumplierón con dejar el nombre del país en alto, ¿pero por qué no creer que estos chicos pueden alcanzar el tope mundial? Tal vez con una victoria sobre un equipo top de la categoría Sub-17 como Ghana pueda pensarse en ello.

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy