A más de una semana de la vergüenza de Quito, la afición peruana ya ha relajado el amargón gracias al Clausura y la siempre “salvadora” Champions League. Pero goleadas en contra por cuatro tantos de diferencia o más inevitablemente quedarán marcadas en el historial de la selección, que desde su mismo primer partido sabe de esas historias dolorosas.


Fotos: EFE / Historia del Fútbol Peruano, Reco Borodi

La afición peruana de las últimas dos décadas no está, precisamente, acostumbrada a ver ganar a la selección nacional, por lo que una derrota más no desata caos alguno dentro del país, como sí puede ocurrir en Argentina o en Brasil. Sin embargo, al tratarse de una caída por amplio margen cuando la selección presume ir con opciones de ganar, todo el Perú se viste de luto y sufre días enteros la inesperada derrota.

 

Pero la historia no es nada nueva. Han transcurrido exactamente 70 años del debut de la selección peruana en partidos internacionales A-1. Desde entonces, en los 502 partidos jugados por Perú (asumiendo que tantos como esos y no 504), la blanquirroja ha caído derrotada 18 veces por cuatro o más goles de diferencia incluido el último partido con Ecuador. Noviembre de 1927: Manuel Ferreira remata al arco peruano (la selección vestía entonces un uniforme similar al que hoy usa Paraguay) durante la goleada 1-5 de Argentina sobre la blanquirroja en el Sudamericano jugado en Lima (Foto: Historia del Fútbol Peruano, Reco Borodi, Nº2 p. 21)Y de esos 18 marcadores de escándalo, 13 -número aciago- han tenido lugar en competiciones oficiales, lo que suma a la humillación de la derrota estrepitosa el dolor propio de la vergüenza en la alta esfera internacional. 

 

El rival de la selección en su primer partido oficial fue Uruguay en la primera fecha del Campeonato Sudamericano de 1927, disputado en el viejo estadio Nacional de madera, en Lima. Los charrúas vencieron por 0-4: un autogol de Santiago Ulloa marcó la senda, y luego dos goles de Antonio Sacco y uno de Héctor 'El Manco' Castro completaron la historia. Así se empezó a escribir el triste destino de la selección, ya que días después también caería goleada 1-5 a manos de Argentina: Manuel Ferreira, Juan Maglio (en dos ocasiones cada uno) y Alfredo Carricaberry fueron los verdugos.

 

Dos años después, aparecería otro equipo que también sabe de goleadas contra la blanquirroja: Paraguay. En el Sudamericano realizado en Argentina, los guaraníes no se apiadaron y despidieron a los peruanos -últimos en el certamen- con un 0-5 en la jornada final. Lino Nessi (con "N") abrió la cuenta, luego Aurelio González anotó tres veces y la cerró Diógenes Domínguez. Abril de 1949: Tesourinha, Zizinho, Otávio, Jair y Simao fueron la delantera que inició el partido que Brasil le ganó 7-1 a Perú por el Sudamericano en Rio de Janeiro (Foto: carlospizzatto.blogspot.com)Tras ello, tuvieron que pasar 20 años para que la selección volviera a caer goleada y humillada. En el Sudamericano de 1949, se hizo presente el monstruo, que para colmo jugaba en casa. El rival más temido por todos, Brasil, se paseó con la blanquirroja en el estadio del Vasco da Gama y le propinó a la blanquirroja (dirigida por Arturo Fernández, el hermano mayor de 'Lolo', y que venía de golear a Colombia y Ecuador) un 7-1 difícil de olvidar. Un autogol de Gerardo Arce anunció la debacle, completada con tantos de Augusto, Jair (2), Simao, Ademir y Orlando.

 

Así como se han recibido goleadas “esperadas”, ya sea por tener un equipo pobre o simplemente por saber que el rival es Brasil en una tarde que tenga todas las luces prendidas, también hay de esas derrotas que nadie se imagina que llegarían. Como sucedió, tras un paréntesis de 39 años sin humillaciones, en el encuentro contra Argentina en el Mundial de 1978. Los dirigidos por Marcos Calderón venían invictos y marcando golazos como el de Cubillas a Escocia. Pero en el partido final de la segunda ronda, los once peruanos que salieron al campo decepcionaron y fueron víctimas de los campeones del mundo de ese año. El 6-0 fue clarísimo (Video: You Tube / Usuario: Maurisico) y las sospechas de alguna intervención extraordinaria para procurar el resultado subyacen hasta hoy. Mario Kempes (2), Alberto Tarantini, Leopoldo Jacinto Luque (2) y René Houseman sellaron en el arco de Ramón Quiroga la clasificación argentina a la final contra Holanda, que daría a los gauchos su primera Copa del Mundo.

 

Cuatro años después, también disputando un Mundial -el de España '82-, la blanquirroja volvió a desilusionar al perder 1-5 contra Polonia. Nadie entendió esta derrota pues los de Tim llegaban de empatar a uno contra Italia, que a la postre sería la selección campeona. Pero tras un primer tiempo parejo culminado con empate a cero, los polacos anotaron cinco goles en solo 21 minutos a través de Wlodzimierz Smolarek, Gregorz Lato, Zbigniew Boniek, Andrzej Buncol y Wlodzimierz Ciolek. Junio de 1982: Polonia fue una avalancha en el segundo tiempo contra Perú y lo eliminó del Mundial de España con un triste e inolvidable 5-1 (Foto: perufootball.4t.com)Al menos, estas dos goleadas recién mencionadas fueron en mundiales, a los que Cubillas, Cueto y Chumpitaz no eran recriminados por no llegar como lo son hoy en día Pizarro, Farfán y Guerrero.

 

Por Eliminatorias, el equipo que más ha tumbado las esperanzas peruanas ha sido Colombia, que ha goleado 4-0 y 5-0 a la blanquirroja en los partidos clasificatorios a Estados Unidos '94 y Alemania '06, respectivamente. Ambos partidos se jugaron en Barranquilla -donde por lo menos existe un grato recuerdo gracias al ‘Chino’ Pereda en 1997-. La primera vez, Iván Valenciano, Freddy Rincón, Alexis Mendoza y Wilson Pérez perforaron el arco de Miguel Miranda; en la más reciente, fueron Sergio Galván Rey, Elkin Soto, Juan Pablo Ángel, John Restrepo y Luis Amaranto Perea quienes hicieron sufrir a Juan Flores.

 

También por Eliminatorias, antes de visitar Quito, Perú ya sabía de un 5-1 en contra: fue contra Paraguay en Asunción en 2000, con el plus de que el actual técnico de la selección, José del Solar, anotó un autogol. Roque Santa Cruz, José Cardozo, Carlos Paredes y José Luis Chilavert (de penal) completaron la humillación. Junio de 1997: Eddie Carazas y Erick Torres parecen mirar asustados a Dunga, hoy DT de la selección brasileña, la noche que el 'Scratch' goleó 7-0 a Perú en Santa Cruz por la semifinal de la Copa América (Foto: revista Once)Pero si de dolor eliminatorio se trata, nada supera al 4-0 recibido en Santiago en 1997 a manos de Chile que dejó a Perú fuera de Francia '98: tres goles de Marcelo Salas y uno de Pedro Reyes fulminaron el sueño del equipo de Juan Carlos Oblitas.

 

Para ir culminando con el repaso, cabe mencionar la mayor goleada recibida por la selección en su historia, que a la vez quizá fue la más “perdonada”, sobre todo por el equipo ‘B’ que dirigía Freddy Ternero en esa Copa América de Bolivia 1997. En gran campaña, Perú llegó hasta las semifinales contra Brasil y perdió 7-0. Denilson, Flavio Conceicao, Romario (2), Leonardo (2) y Djalminha anotaron para el 'Scratch'. Hubo decepción, pero no excesiva vergüenza -salvo por el correteo de César Rosales a Ronaldo para intercambiar camisetas-. Y por último, este año, en la Copa América de Venezuela,  Argentina hizo uso solo del segundo tiempo para divertirse en la cancha ante la blanquirroja de Julio César Uribe, con un 4-0 logrado a través de Juan Román Riquelme (2), Lionel Messi y Javier Mascherano.

 

Luego del vergonzoso 5-1 recibido en Quito, la selección tendrá hasta junio para reponerse. Por lo pronto, solo queda rogar para que la afición peruana sufra de amnesia y pueda olvidar los apellidos Ayoví, Kaviedes y Méndez antes de ese mes y pueda llenar el estadio contra Colombia en la quinta fecha de las eliminatorias. Sin duda, una tarea muy difícil de lograr cuando la lista de verdugos es tan larga y tan antigua.

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy