Foto: ReutersLa presentación de Perú en Wembley estuvo lejos de ser desastrosa, pero tampoco ilusiona mucho de cara el futuro. Aunque es pronto para sacar conclusiones profundas, el 3-0 definitivamente instala dudas sobre estilo, convicciones y nombres propios.

 

Desde el arranque la situación se presentaba surrealista: Luís Advíncula maracando uno contra uno a Wayne Rooney, Jean Deza encarando a Glen Johnson, Rinaldo Cruzado peleando balones con Steven Gerrard.

El partido en Wembley ante Inglaterra se presentaba, en inicio, como una oportunidad exótica para enfrentar a jugadores de clase mundial y, luego, con el nombramiento de Pablo Bengoechea como DT de la selección, como un examen bastante complicado que servía para ver en qué estado se encontraba Perú sin sus cuatro principales figuras, aquellos en algún momento trágico señalados como ‘Cuatro Fantásticos’. Como en todo encuentro hubo nombres y funciones para destacar aunque la situación hoy refleja más rojos que azules. Fue, por momentos, la propia inoperancia inglesa la que permitió el control del balón más que las propias virtudes peruanas.
la pareja de centrales que formaron Alberto Rodríguez y Alexander Callens respondió dentro de la exigencia, pero falló en la segunda etapa para controlar los ataques de Inglaterra (Foto: Reuters)
A la defensa no hay mucho que achacarle. Wayne Rooney, Daniel Sturridge, Adam Lallana y Danny Welbeck son nombres suficientes para infundir temor en una selección tan pequeña como la nuestra. Fuera del mal partido de Lallana y Welbeck es rescatable el buen trabajo de interceptación y corte de Christian Ramos con Alexander Callens. Ante jugadores claramente superiores, Ramos y Callens supieron cubrir bien su zona con el correcto apoyo de Yoshimar Yotún y Luís Advíncula. Rooney no gravitó mientras fue vigilado por Alberto Rodríguez y Sturridge apareció solo en ese golazo, en acaso la única desconcentración de los defensas peruanos en el primer tiempo.

Al ataque quizá sí hay que llamarle más la atención. Rinaldo Cruzado fue uno de los valores más altos de Perú en la primera rueda de las Eliminatorias a Brasil 2014 y luego su rendimiento fue decreciendo hasta llegar al punto de hoy: quizá el más bajo desde que Sergio Markarián lo llamó en 2010. Pases cortos sin mayor sentido que quitarse el balón de encima y los largos paraban en pies ingleses. También muy poco de André Carrillo, quien no se atrevió a encarar una vez y era otro que al parecer creía que los compañeros eran los de blanco. Rescatable lo de Jean Deza, quien demostró que su atrevimiento es internacional como lo era en canchas peruanas.

Finalmente, ‘Cachito’ Ramírez combinó de cal y arena. Desaparecido cuando deambulaba cerca de Gary Cahilll y Phil Jagielka y claro cuando retrocedía metros para apostarse entre los centrales y la dupla que formaban Steven Gerrard y Jordan Henderson.
André Carrillo tuvo una opaca labor en el ataque peruano y le facilitó la tarea al fondo inglés (Foto: Reuters)
Dicho lo anterior en nombres propios, a Perú le costó mucho hacer la transición hacia el ataque. Inglaterra, de manera coherente, cuidaba piernas y su presión apenas era posicional, sin apretar mucho. Sin embargo, las pelotas que encontraban a Ballón o a Cruzado parecían complicadas desde el primer control de los volantes. Yotún y Advíncula siempre más preocupados en sus marcas que en señalar un camino de oxígeno y Deza muy lejos, esperando pelotas que no llegarían.

Lo que sí tiene Pablo Bengoechea es muchas conclusiones –ligeras, eso sí- que sacar de este partido. Inglaterra es un equipo que hace muchos años tiene problemas de creación ofensiva; suele ser lento en ataque. Aun así, le bastó pisar el acelerador en momentos para quedarse con un 3-0. Mejor dicho, fue suficiente que Raúl Fernández decidiera fallar clamorosamente y que la defensa nacional se tomara una siesta en el área para que Gary Cahill y Phil Jagielka cerraran la goleada. Hay mucho que mejorar. Hay tiempo.  ¿Hay soluciones?

Fotos: Reuters

Leer más...

La Ficha y La Pizarra

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy