Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.comCon goles de los rioplatenses Germán Pacheco y Luis Aguiar, Alianza Lima venció 2-0 a Universitario en el Alejandro Villanueva en el debut íntimo en la temporada. El cuadro victoriano se mostró mejor y sacó provecho de la terrible semana de los cremas.
Manolo Núñez | @Manolonf
Columnista Editorial

Un muy buen marco de público (a falta de confirmación oficial de asistencia por parte de la ADFP) se dio cita en Matute para un prematuro clásico que significó el debut de Alianza Lima en la temporada. Con un partido encima -ante Palestino en la Noche Blanquiazul- existían dudas acerca de sus opciones frente a un Universitario que venía con cinco partidos encima, pero con un golpe muy fuerte tras haber sido eliminado en la segunda fase de la Libertadores por Deportivo Capiatá.

La falta de una idea de juego en Universitario es algo que se conoce. ¿Qué significa eso? Uno puede apostar por un juego asociativo, de posesión, de juego en largo, de desborde o una mezcla de las opciones mencionadas, pero Roberto Chale ha decidido apostar por confiar en el nivel individual de los jugadores que tiene. De hecho, viendo un rato a Alberto Rodríguez, Diego Manicero o Luis Tejada, cualquiera se da cuenta que efectivamente son de los mejores jugadores del medio. Pero si bien un arranque individual puede sacar adelante un partido -pasó en la ida ante Capiatá por el buen nivel de Edwuin Gómez-, a la larga el fútbol es un deporte colectivo y todos siempre serán algo mejor que uno.

En la vereda del frente estaba Alianza Lima, equipo que solo había jugado un amistoso 16 días atrás contra Palestino y dejado una mala imagen. Pero los dirigidos por Pablo Bengoechea sí muestran un concepto de juego. Con el 4-1-4-1 y la sorpresiva inclusión de Aldair Fuentes como ancla, Óscar Vílchez jugó más libre y fue el responsable de actuar como creativo, mientras Alejandro Hohberg y Germán Pacheco le daban movilidad a su equipo. Claro, había errores técnicos o de posicionamiento. Y es que malas decisiones en el fútbol peruano siempre va a haber, pero no hay que ser mezquino y reconocer que el cuadro íntimo está encaminado hacia algo.

Juan Vargas, quien aparece en escena con Óscar Vílchez, fue uno de los puntos flacos del clásico. (Foto: Andina) 

Alianza siempre priorizó jugar por abajo y en los primeros 15' tuvo la pelota y llevo el juego a campo de su rival. La 'U' se mostró paciente en esos minutos y con el peso de sus jugadores -destacó la sobriedad de Rodríguez- comenzó a llegar al área de Leao Butrón. De hecho, Tejada y Manicero decidieron mal un par de veces y por eso no llegó el gol; la ocasión más clara vino dada por el remate de Hernán Rengifo, que sobre la línea fue rechazado por Miguel Araujo. El zaguero aliancista tenía la mano pegada al cuerpo, por lo que pese a los reclamos de los jugadores cremas, Luis Garay -correctamente- no cobró la pena máxima.

El cuadro crema terminó mejor el primer tiempo, por lo que eran de esperarse cambios para el descanso. Pero el que movió el banco fue Chale. Si el 4-3-1-2 hacía que los de Ate dependieran de la inventiva de Manicero, el ingreso de Diego Guastavino por el argentino no se entendió porque era apostar a más de lo mismo. El local salió mejor y su mayor mérito fue el llevar esa superioridad al marcador. Así, un buen remate de Pacheco vía tiro libre -su especialidad- venció a Carlos Cáceda, quien había dado un paso antes para el lugar contrario de aquel al que fue la pelota.

A partir de entonces, los jugadores de la 'U' perdieron el norte del partido y Alianza siguió manejando la pelota y encontrando espacios. De hecho, antes del gol, Bengoechea le había dado ingreso a José Cotrina por Fuentes, lo que otorgó mayor recuperación de balón a los íntimos y un pase limpio desde la primera línea.

Luis Aguiar y el grito de gol que liquidó el clásico a favor de Alianza Lima. (Foto: Andina) 

Lo de Universitario siguió siendo apostar por que Tejada, Guastavino o Gómez pudieran resolver solos alguna jugada individual. Pero en esas aparecieron con orden Araujo y Hansell Riojas: ambos, salvo errores puntuales, se mostraron seguros durante los 90'. El desorden y la pasividad de la 'U' explican el segundo gol, obra de Luis Aguiar. El uruguayo no hizo un buen partido, pero encontró el espacio necesario para marcar el segundo luego de que Arquímedes Figuera lo dejara solo y Cáceda no respondiera ante su remate desde el borde del área grande.

Alianza Lima pudo, de hecho, conseguir el tercero, pero Hohberg decidió mal en un par de ocasiones. Al final, Figuera fue expulsado por una agresión al '8' íntimo y Juan Vargas también debió ser expulsado luego de haber insultado al árbitro luego de una discusión con Aguiar. Con este resultado, el cuadro victoriano comienza de buena manera su participación en el año. Es un proyecto que apenas está empezando y espaldarazos anímicos como ganar el clásico le vienen muy bien.

Por el otro lado, aunque mediático, es apurado llamar crisis a la situación actual de la 'U'. Queda la duda de si Chale es el personaje más indicado para corregir el rumbo de su equipo, pero también hay que entender que aún el calendario marca febrero y que una decisión apurada podría ser peor en el mediano plazo.

Las fotos

Los goles

Fotos: Andina, cortesía Ovación digital


Leer más...

La ficha del Alianza Lima 2 - Universitario 0

CALETAS: Pasaron más de 14 años para que un uruguayo vuelva a marcar por Alianza Lima en un clásico

CHALACAS DE VISTA: ¿El clásico empoderó a Bengoechea y hundió a Chale?

 

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy