Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.comLa Concacaf acaba de dar a conocer el nuevo formato para las Eliminatorias para Qatar 2022. ¿Será un camino más fácil para las selecciones tradicionales de esta parte del continente?

    Jorge Frisancho | @wolfs_venom15
    Redactor

Hasta las Eliminatorias para Rusia 2018, todas las selecciones que pertenecen a la Concacaf tenían la misma probabilidad de acceder a la Copa del Mundo de realizar una buena campaña a partir de la ronda en la que le tocara empezar. En un ejemplo extremo, la selección de Nicaragua -la cual empezó a participar desde la primera ronda- podría haber clasificado de manera directa al mundial de Rusia 2018 de haber avanzado en todas las fases, además de haber ocupado uno de los primeros tres lugares del hexagonal final.

Sin embargo, para las Eliminatorias para Qatar 2022, la Concacaf decidió innovar. Si bien seguirá tomando en cuenta el ranking FIFA al momento de determinar el orden de prioridad de las selecciones participantes, ha decidido dividirlas en dos grandes grupos: en uno de ellos cada una de las seis selecciones integrantes tienen mayores probabilidades de acceder de manera directa al Mundial; mientras que, en el otro lote, las 29 selecciones restantes lucharán por obtener el cupo que le permita disputar la plaza de repechaje con el equipo que quede en el cuarto lugar del hexagonal final. En una especie de réplica del formato de la Nations League de la UEFA, se ha buscado agrupar a las selecciones de acuerdo a su nivel futbolístico y se ha utilizado al ranking de selecciones de la FIFA como la herramienta para ordenar a los grupos respectivos.

Por un lado, uno de los aspectos positivos de esta medida es que las selecciones de más bajo ranking van a tener la oportunidad de tener mayor rodaje contra selecciones de su mismo nivel o de una escala superior y ya no serán eliminadas en un duelo de ida y vuelta tal como ha venido pasando hasta ahora y tal como se observa en las Eliminatorias Asiáticas. De esta manera, las 29 selecciones serán divididas en cinco grupos de cuatro equipos y en tres grupos de tres equipos, por lo que disputarán, por lo menos, entre cuatro y seis cotejos y ya no solo dos partidos en los casos más extremos. De este modo, los ocho ganadores de cada uno de los grupos se irán eliminando en duelos de ida y vuelta hasta que quede un ganador después de disputar los cuartos de final, las semifinales y la final.

¿México y Estados Unidos tendrán un camino más cómodo de cara al Mundial? (Foto: AFP) 

No obstante, resulta injusto que, tal como se mencionó en el primer párrafo, una selección que antes podía tener una posibilidad -por mínima que sea- de lograr uno de los tres cupos directos para el Mundial de turno, ahora solo pueda aspirar como máximo a la plaza que otorga la oportunidad de disputar el repechaje intercontinental siempre que venza al seleccionado que ocupe el cuarto lugar del hexagonal final.

Por otro lado, las seis selecciones de Concacaf que al cierre de junio de 2020 posean los mejores puestos en el ranking FIFA tendrán un camino más corto para poder obtener uno de los tres cupos directos para Qatar 2022. Esta decisión podría deberse, en parte, a las constantes quejas de alguno de los equipos más poderosos de esta parte del continente que critican el hecho de tener que jugar contra selecciones de más bajo nivel en una ronda previa a la fase final. Así, por ejemplo, a México le podrían bastar como máximo 10 partidos para lograr su clasificación a Qatar 2022 dado que evitará los seis partidos de la fase anterior al hexagonal final. Bajo este sistema se podrían evitar sorpresas tales como la eliminación de Estados Unidos para el último Mundial disputado en Rusia.

En resumen, este nuevo sistema favorece a los equipos más poderosos al reducir el número de partidos que tienen por disputar: si bien los rivales también serán de mayor dificultad, las probabilidades de clasificar se incrementan considerablemente. En tanto, los equipos de menor nivel se verían perjudicados, pues, a pesar de tener la posibilidad de disputar más partidos, podrían perder la oportunidad de seguir creciendo dado que solo enfrentarán a selecciones e igual o menor nivel -con excepción de aquella selección que dispute la llave final ante el cuarto lugar del hexagonal final-. De todas formas, la mejor manera de evaluar el acierto o no de este nuevo sistema será cuando culmine la fase de Eliminatorias.  

Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.com
Foto: AFP


Comentarios (1)add
...
escrito por fhernando , julio 12, 2019
Y porque mejor no buscan que la CONMBEL y la CONCAFAF sean una sola entidad y la Copa América sea para todos
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy