Composición fotográfica: Roberto Gando / DeChalaca.comEsta semana se cumplen cuarenta años de la muerte de Jaime De Almeyda, DT que fue tres veces campeón con Alianza, y quince años del primer gol de Eduardo Esidio con la ‘U’, en la que fue goleador y tricampeón.

 

Cuarenta años se cumplen de la muerte de Jaime De Almeyda. Quince años se cumplen del primer gol de Eduardo Esidio en la ‘U’. Ambos alcanzaron tres títulos con Alianza y con la ‘U’, respectivamente, desde sus funciones y en épocas distintas: De Almeyda como técnico en los sesenta, Esidio como goleador en los noventa.

Don Jaime, el de los sesenta

Un entrenamiento de Alianza Lima con Jaime de Almeyda a la cabeza (Foto: libro '¡Arriba Alianza...!, Teodoro Salazar Canaval)El 18 de mayo de 1973, los diarios de Lima dejaron boquiabiertos a todos los hinchas: un día antes, en Brasil, había fallecido Don Jaime de Almeyda, de una trombosis cerebral. La cualidad de “Don”, más que aludir a una avanzada edad, era sinónimo de respeto de parte de sus discípulos: De Almeyda contaba apenas con 52 años al morir.

El brasileño llegó al Perú en 1961 y fue artífice de toda una época en Alianza, la post ‘bombones’ de los cincuenta, la que tuvo primero a ‘Perico’ y a ‘Pitín’, y luego al ‘Nene’ y a ‘Babalú’. En su primer año, perdió la final contra Sporting Cristal, pero luego tendría no una, sino muchas revanchas. En 1962 fue campeón con ‘Perico’ León y ‘Pitín’ Zegarra como figuras; fue bicampeón al año siguiente.

El brasileño Jaime de Almeyda en lo suyo, como director técnico durante un encuentro de Alianza en el estadio Nacional (Recorte: revista Perú Match)En paralelo, fue contratado como entrenador de la selección peruana. En 1962, dirigió un único encuentro amistoso de la blanquirroja: fue una caída 0-4 contra Inglaterra en Lima. Sin embargo, su presencia fue fugaz: renunció porque los dirigentes no se esmeraban por repatriar a los jugadores que militaban en el extranjero, como Juan Joya, Miguel Loayza y Juan Seminario.

Las anécdotas recuerdan a De Almeyda como un hombre al que le costaba mucho hablar el castellano y que se quedaba horas después del entrenamiento del primer equipo para observar a las divisiones inferiores. Disciplinado e impulsor del ‘jogo bonito’, De Almeyda vivía en una casa acondicionada dentro del terreno sobre el cual se construyó el estadio Alejandro Villanueva.

Obtuvo un título más con la blanquiazul, en 1965. Un año después, hizo debutar profesionalmente a Teófilo Cubillas y dejó el cargo del entrenador, pero no para marcharse, sino para convertirse en una especie de manager (cargo de vanguardia para la época). Cumplió esa función por cinco años, aunque asumió esporádicamente la dirección del equipo cuando algún entrenador se marchaba. Dirigió a Alianza en el primer semestre de 1969 (hizo debutar a César Cueto) y luego lo condujo en el último tramo del Descentralizado 1970, tras la renuncia del uruguayo Hugo Bagnulo, salvando el descenso en la última fecha con un triunfo (2-0) sobre Atlético Grau. En esas mismas fechas (enero de 1971), condujo, junto a Roberto ‘Tito’ Drago, al combinado Alianza/Municipal que goleó 4-1 a Bayern Munich.

Jaime de Almeyda en la tranquilidad de su hogar, en lo que hoy es parte del estadio de Alianza (Recorte: revista Perú Match)En 1971, dejó el cargo a manos de su compatriota José Gomes Nogueira, con un enorme aval estadístico adicional a sus tres títulos: De Almeyda fue, por mucho tiempo (hasta que Gustavo Costas lo superó), el entrenador que más encuentros dirigió en la historia de Alianza Lima.

En 1972 regresó brevemente, pero la experiencia no fue grata: no pudo salvar del descenso a Defensor Arica. Un año más tarde, en su natal Brasil, llegó la noticia de su muerte.

‘Edú’, el de los noventa

José Eduardo Esidio llegó al Perú en 1997, anotó sus primeros goles con la camiseta verde de Alcides Vigo y en el verano de 1998 fue fichado por Universitario de Deportes. El escándalo estalló al revelarse que Esidio era portador del VIH; Esidio fue víctima de discriminación por parte de la directiva que encabezaba Alfredo González, que lo marginó temporalmente del plantel; la presión mediática permitió que ‘Edú’ volviera a su trabajo.

Esidio debutó oficialmente con Universitario recién el 9 de mayo de 1998, en una victoria 2-1 sobre Sporting Cristal. Once días más tarde, anotó su primer gol con la crema: fue el 20 de mayo, en un partido postergado de la fecha 14. El rival era Deportivo Municipal, que se puso en ventaja 2-0 con goles de Fernando Calcaterra y Paolo Maldonado; descontó Mauro Cantoro antes del final del primer tiempo. En el complemento, los cremas se estrellaban con la muralla edil, hasta que apareció Esidio, casi tocado por la varita: a los 87’, un cabezazo de Giuliano Portilla rebotó en la mano del brasileño y superó la valla de Carlos Silvestri. El árbitro Gilberto Hidalgo convalidó el gol. Así, polémico, fue el primer tanto de Esidio con la ‘U’.

Preciso instante en el que la pelota choca en el brazo de Eduardo Esidio antes de ir directo al arco defendido por Carlos Silvestri (Recorte: diario El Comercio, suplemento Deporte Total)Poco después, llegó su tarde consagratoria con un triunfo (2-1) sobre Alianza que le dio a los cremas medio título del Apertura; llegó el penal decisivo en la tanda contra Sporting Cristal, en la final de 1998; llegó su gol, aprovechando un blooper entre Christhian Del Mar y Sandro Baylón, en la final de 1999 que la ‘U’ le ganó 3-0 a Alianza; llegaron sus 37 goles en la histórica campaña de 2000, la del tricampeonato.

Llegó también su inesperado pase a Alianza Lima en 2001 y un regreso en 2002 que no contó con mayor fortuna. Pese a que pasó por el clásico rival, la mayoría de hinchas cremas fueron benévolos y no lo llenaron de insultos como sí lo hicieron con otros ídolos; muchos lo siguen recordando con afecto.

La semana quiso que coincidieran los 40 años de la muerte de Jaime De Almeyda y los 15 años del primer gol de Esidio con la ‘U’. Ambos brasileños y ambos tricampeones; ambos, siempre en el recuerdo de los ‘compadres’ con una sonrisa.

Composición fotográfica: Roberto Gando / DeChalaca.com
Fotos: libro '¡Arriba Alianza...!, Teodoro Salazar Canaval; Recortes: revista Perú Match y diario El Comercio, suplemento Deporte Total

Comentarios (2)add
...
escrito por Julio Ricardo , mayo 16, 2013
Un buen delantero, lastima que decidio mal y paso a AL donde no hizo ni la mitad de lo que hizo en la "U", igual como dice el articulo se le recuerda con cariño.
...
escrito por Giancarlo Bortanelli , enero 06, 2016
El equipo de Alianza del 62, 63 y 65 era muy buen equipo. Y ni hablar del gran entrenador.
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy