• NI DE CHALACA LA SALVAS. La acrobacia del zaguero charrúa es fútil. La chalaca que sí incidió en el marcador, la de 'Miguelito' Loayza, se produjo en esta acción tras grueso error del meta Taibo. (Foto: diario La Nación)
  • PRIMER GOLPE. Este es el momento en el cual un remate de Demarco se cuela en el pórtico de Asca, quien solo pudo atinar a seguir la dirección del balón. (Foto: diario La Nación)
  • STOP. Una fuerte disputa entre el uruguayo Núñez y el peruano De La Vega originó la paralización del encuentro por varios minutos. (Foto: diario La Nación)
  • AL RÉFERI CON CARIÑO.  Un perturbado ‘Toto’ Terry observa cómo el juez chileno Carlos Robles le llama la atención tras un conato de bronca que se había armado. (Foto: diario Clarín)
  • SE SUFRE PARA SER FELIZ. El pórtico de Asca pasó muchas situaciones de apremio. En la imagen se observa cómo un remate de Demarco pasa muy cerca del arco peruano. (Foto: diario El Mundo)
  • NO FUERON UNOS ANGELITOS. Los delanteros del equipo peruano sí que le dieron trabajo a Taibo. El portero uruguayo, quien en la imagen aparece atrapando un balón aéreo, se cansó de recibir ataques. (Foto: diario El Mundo)
  • QUÉ DELANTERA. Terry, Loayza, Gómez Sánchez, Joya y Seminario lideraron el ataque peruano que fue capaz del 5-3 ante Uruguay. (Foto: Diario El Clarín)
  • EL MEJOR RECUERDO. Joya, Gómez Sánchez y Loayza, los gestores del triunfo peruano ante Uruguay, fueron los jugadores más solicitados por la prensa al término del cotejo. Se puede observar en la imagen la alegría de Joya. (Foto: diario La Nación)

 

Los que cumple DeChalaca.com este 30 de junio son cuatro años en los que hemos tratado de dar un toque serio, distinto y, sobre todo, enriquecedor al lector peruano. Que mejor qué celebrarlo con una extraordinaria coincidencia: en el segundo capítulo de los Perú - Uruguay más recordables de la Copa América, el viaje en la máquina del tiempo conduce a la brillante actuación peruana en el Monumental de River Plate en 1959 para golear a Uruguay 5-3, chalaca de 'Miguelito' Loayza incluida.

La frecuencia: Ecos del Monumental 

Fue difícil acceder a una carpeta para el partido, pues luego del empate 2-2 logrado por Perú frente al último campeón mundial, Brasil, la prensa gaucha ha asediado al combinado patrio por la expectativa generada en el público local. Finalmente hemos logrado conseguir una butaca en el estadio de River Plate, el mejor equipo de la década en el fútbol argentino, que luego de su tricampeonato resbaló en la última temporada 1958 hasta el quinto lugar -imposible que quede más relegado que eso-. El asiento está en la zona de prensa ubicada en la parte baja de la platea San Martín, muy pegada a lo que en el Nacional de Lima sería la tribuna Sur. Aunque parezca mentira -por cercanía geográfica-, la selección nacional tiene más público a favor que la uruguaya, y esto se debe a la gran rivalidad que existe entre gauchos y charrúas. Antes del partido escuché a unos colegas argentinos afirmar que el empate frente a Brasil se trató de una casualidad, pero al final del mismo oí al mismo personaje retractándose para decir que esta selección peruana es la mejor que vio en su vida. Dicho periodista no es el único en alabar el juego bicolor, pues de las tribunas cayeron aplausos al final del partido para todo el equipo, aunque en especial para Juan Joya y Óscar Gómez Sánchez.

La pizarra: Veloz explosión

Gyouri Orth decidió alinear al conjunto peruano con un 3-2-5, en el que José Fernández, Willy Fleming y el ‘Conejo’ Benítez integraron la veloz, fina y solvente defensa peruana. En el mediocampo estuvieron el todoterreno Juan de La Vega y el talentoso Manuel Grimaldo. La delantera de ensueño la integraron, de derecha a izquierda: Óscar Gómez Sánchez, Miguel Loayza, Juan Joya, Alberto Terry y Juan Seminario. Un equipazo que priorizó la velocidad y exquisita técnica de sus jugadores para contrarrestar el juego fuerte, táctico y ordenado de los uruguayos. Los celestes arrancaron, en cambio, con un 2-3-5, el cual fue integrado por: Walter Taibo en el arco; Martínez y Rodríguez en la defensa; Goncalves de ancla acompañado de Miramontes y Fernández en la volante, mientras que los cinco de arriba fueron Núñez, Demarco, Douksas, el 'Pepe' Sasía y Borges.

Los cambiazos: Aire para la guerra

El partido se tornó un poco áspero luego de que Perú se disparó en el marcador, más dado que jugaba con uno menos tras la expulsión de Juan Seminario. Por ello, Orth decidió hacer ingresar a óscar Montalvo y Máximo Carrasco por Loayza y Terry, ya que estos tenían mayor ida y vuelta y podían cooperar más con la marca de un Uruguay que se fue con todo al ataque. Por su parte, los uruguayos sustituyeron a Sasia por Aguilera, Mesías por Miramontes y Fernández por Davoine.

El capo: Juan Joya

Pese a que ‘Miguelito’ Loayza anotó más goles durante el partido, Joya fue el más desequilibrante por su velocidad, certeza frente al arco y su gran comprensión con Gómez Sánchez. Tuvo una noche redonda en la que volvió locos a los centrales uruguayos.

El extraviado: Walter Taibo

El golero fue responsable directo del rápido empate peruano, con lo que el partido cambió. El 1-0 uruguayo había llegado apenas a los 2 minutos y la falla de Taibo le permitió a Loayza igualar el partido y levantar el ánimo de la blanquirroja.

Jailaits

Simplemente chalaca: Uruguay había empezado bien el partido y se puso en ventaja apenas a los 2' por intermedio de Demarco tras una buena jugada colectiva. Pero solo oros 2 minutos más tarde, apareció ‘Miguelito’ Loayza para poner el empate de soberbio remate de chalaca tras infantil falla del portero Taibo en la salida. Con este tanto empezaba un nuevo partido.

Diestra y siniestra: Perú entonces se llenó de fe y empezó a llevar el partido a su ritmo, mientras que los uruguayos parecían perdidos en la cancha. Así, la figura de Loayza volvió a aparecer para poner el segundo tras una falla del zaguero Martínez a los 27’, mientras que luego de un contragolpe a los 29’ nuevamente Loayza apareció para cedérsela a Joya de modo tal que este pusiera el tercero.

Lluvia de goles: Con el orgullo herido, Uruguay se fue con todo hacía el arco de Rafael Asca, y así llegó el descuento del centrodelantero Douksas a los 32’. Poco después pareció que la historia se tornaba negra para Perú, pues Juan Seminario vio la roja tras una artera patada a la altura del estómago de un zaguero charrúa. Pero con diez hombres la selección peruana pareció acomodarse mejor en el terreno de juego y aprovecho los espacios que dejó Uruguay para ampliar la cuenta con otro gol de Joya y uno más de Loayza. A los 81’ Sasía puso el 5-3 final para cerrar un marcador que, todo indica, quedará en la historia de la blanquirroja.

Composición fotográfica: Roberto Gando / DeChalaca.com

Fotos: diarios La Nación, Clarín y Crónica

Comentarios (1)add
...
escrito por manuel paredes , julio 17, 2011
Excelente y muy oportuna reseña muchachos. Solo dos pequeñas correcciones que creo no son imputables a Dechalaca y si lo son, en nada demerecen el extraordinario aporte. la foto en que supuestamente aparecen Joya, Gomez Sanchez y Loayza, no es exacta. Aquien se sindica como el maestrito es Juan de la Vega. Mas abajo en el texto se refierne a Màximo Carrasco, a menos que fuese su segundo nombre, al entrala del deportivo Municipal siempre se le conociò como Josè Carrasco. Mis respetos señores.
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy