Christian Ramos dejó Gimnasia y Esgrima de La Plata y fue cedido a Emelec, cuadro en el que sufrió para conseguir un lugar. A pesar de las críticas el defensor peruano terminó como titular indiscutible y consiguió su segundo título nacional luego de que el cuadro eléctrico venciera en la final a Delfín. Ramos, de paso, jugó la Copa Libertadores y llegó hasta octavos de final.

 

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy