Foto: AFPColombia y Paraguay empataron 0-0 en Barranquilla y prolongaron su coexistencia con un mismo problema: ambas selecciones llevan cinco encuentros sin anotar. El equipo de Rueda queda igualado por Perú en la línea de 17 puntos justo antes de cruzárselo en enero.
Félix Arias Schreiber | @totoasch
Redactor

No se deje sorprender por el dato que acaba de leer. Es indudable: que una selección con nombres ofensivos como los de Juan Guillermo Cuadrado, James Rodríguez, Luis Fernando Muriel, Miguel Borja o Duván Zapata, entre tantos otros, no anote desde la fecha 9 es impactante; pero véase el contexto. Desde su triunfo por 3-1 sobre Chile, Colombia empató cuatro de los cinco partidos que jugó: quedó 0-0 al recibir a Brasil y Ecuador, empató 0-0 en su visita a Uruguay y perdió 1-0 en Brasil. Claro, un empate en Montevideo y en casa ante Brasil son buenos resultados; incluso la derrota por la mínima ante el 'Scratch' hace del dato bruto uno un tanto engañoso. Pero para los de Reinaldo Rueda un triunfo ante Paraguay en casa era sumamente necesario, no solo para volver a sumar de a tres y reencontrarse con el gol, sino para calmar al sector crítico de la gestión del exentrenador de la selección chilena.

Con el mismo fantasma, Paraguay llegó a Colombia en lamentable actualidad: empató de local con Argentina, perdió 2-0 en Santiago y 0-1 en Asunción contra Chile, y se comió un rotundo 4-0 en La Paz contra Bolivia. Las apuestas, como se podrá imaginar, señalaban a los cafeteros como amplios favoritos.

Los locales empezaron bien: con voracidad ofensiva, incursiones de los laterales y presión alta. A los 7 minutos de iniciado el encuentro, Andrés Cubas y Fabián Balbuena ya habían sido amonestados tras verse obligados a cortar arremetidas colombianas. Sin embargo, la dependencia excesiva hacia Cuadrado y Yairo Moreno, los dos carrileros locales, hizo predecible el ataque del equipo de Rueda, por lo que no pasó demasiado tiempo hasta que Paraguay replegó sus líneas para tapar las bandas.

Moreno anticipa a Ángel Romero. El lateral colombiano fue el mejor del campo. (Foto: AFP) 

Además, caído Colombia en la intermitencia y sin mayor remedio que tocar a la espera de que la visita dejara un hueco, el sistema de Guillermo Barros Schelotto cobraba aún mayor sentido: invitar a que atacaran los locales y buscar el balonazo con dirección a Miguel Almirón y a Carlos González. Dicho y hecho: los guaraníes ejercieron tal función, y si bien no les sirvió para alertar el arco rival, sí funcionó para emparejar un poco la dinámica ataque-defensa que manejaba Colombia y, sobre todo, ganar tiempo. La disparidad disminuyó, y el tándem Luis Fernando Díaz - Yairo Moreno por la banda izquierda pasó a ser la principal amenaza por acallar para los del 'Mellizo'.

Para la segunda mitad, Rueda mostró su descontento: desde la vuelta de vestuarios mandó a Diego Valoyes, Víctor Cantillo y Duván Zapata al campo. La dinámica, sin embargo, se mantuvo. El 4-línea-2 local se mostraba incapaz de romper el bloque de diez hombres por delante del portero Antony Silva, lo que llevó a los cafeteros a rematar desde fuera sin mayor peligro.

Igual, era claro que Zapata tenía argumentos necesarios para asustar a cualquiera. El delantero de la Atalanta italiana acechó el área albirroja ante algunas desatenciones defensivas visitantes, mas nunca encontró conexión con un Rodríguez lento. Así, con un Paraguay de poco renombre ni presente, pero de indudable sacrificio colectivo, el 0-0 perduró. Colombia se iba desesperando, como reflejo de lo cual tanto Jefferson Lerma como Gustavo Cuéllar vieron la amarilla, por lo que no estarán contra Perú por la fecha 15.

Díaz lidia con Villasanti. Colombia y Paraguay se frenaron mutuamente y prolongaron sus flojas rachas. (Foto: AFP) 

Paraguay también acusó golpes: a 5' del final, el argentino Facundo Tello amonestó por segunda vez a Cubas y lo mandó a las duchas. La chance para que Colombia desestabilizara a la 'Albirroja' era inmejorable, y en cierto modo así lo hizo: en los 6 minutos agregados el equipo de Rueda no dejó de asustar a la visita, pero el fantasma del gol ausente rondó el Metropolitano Roberto Meléndez. El clímax de su halo se hizo sentir a los 96'+, cuando Valoyes se adelantó a toda marca pero erró de forma impresionante en el tiro cruzado.

Ahora Colombia recibirá a la selección peruana, que viene de vencer a Bolivia y a Venezuela en una perfecta fecha doble. El partido será importante, porque ambos lucen 17 unidades y si la blanquirroja ocupa la casilla de repechaje es únicamente por diferencia de anotaciones. Habrá que esperar, pues, por si el fantasma sin gol decide quedarse en suelo barranquillero 90 minutos más.

Los Goles

No hubo.

La Caleta

Fotos: Prensa FPF


Leer más...

La ficha del Colombia 0 - Paraguay 0

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy