Composición fotográfica: Víctor Sierra / DeChalaca.comEn muestra de la implacable letalidad de su línea de ataque, Brasil derrotó 4-1 a Checoslovaquia en el debut y comparte con Inglaterra la cima del Grupo C. Al ritmo de Pelé y de la mano de 'O`Furacao' Jairzinho, autor de dos golazos, la verdeamarelha tocó tierra en Jalisco desde el saque.
Daniel Reátegui | @danielreateguiw
Redactor

Pese a haber llegado tres semanas antes del debut a Guadalajara para adaptarse a los 1,560 metros de altitud del suelo tapatío, Brasil tuvo problemas para asentarse sobre el verde del Jalisco. Desde temprano se vio abajo en el score, luego que Ladislav Petras trabara una pelota con Clodoaldo: el delantero del Inter Bratislava ganó la posición para luego ir por Brito, dejarlo en ridículo y definir entre el primer palo y el cuerpo del golero Félix -en quien acabó recayendo la titularidad tras una serie de dudas de parte del exmundialista Mário Zagallo-.

El tanto de Petras significó un duro golpe para Brasil, pues en el amanecer del juego Pelé había errado una chance debajo del arco de Ivo Viktor, tras incursión de Roberto Rivelino por izquierda. Sin embargo, el 'Scratch' logró reponerse, y precisamente por el concurso de ambos en la ejecución de un tiro libre: 'O Rei' se paró frente a la pelota y cuando Viktor esperaba el chanfle al segundo palo, apareció Rivelino para pegarle un zurdazo. El balón se clavó muy cerca del lugar donde se paró el golero checoslovaco -tapado, hay que decirlo, por su barrera-.

Luego de ello, Brasil empezó a tocar la pelota y a abrir la cancha con Rivelino por izquierda y el capitán Carlos Alberto por derecha. El primer tiempo acabó y quedó para la retina aquel remate de Pelé desde su propio campo, quien viendo adelantado a Viktor lanzó la debutante Telstar y casi le regala un sombrero charro a los asistentes al Jalisco, volcados completamente a apoyar a la 'Canarinha'.

Todo Brasil en el grito con Jairzinho. El Jalisco fue una fiesta verde y amarilla. (Foto: Pinterest) 

Ni bien iniciado el segundo tiempo hubo dos ataques por bando: uno conjugado por Félix ante remate de Petras y otro en el arco de enfrente, donde el parante salvó a Viktor ante remate de Jairzinho. Luego, los checoslovacos volvieron a desperdiciar otra chance -esta en el área chica- vía Frantisek Vesely, quien ya había errado en el primer tiempo cuando iban arriba en el marcador. Lo pagarían caro.

Pasa que como manda aquella ley no escrita, los goles errados luegos se cobran en el arco propio. A los 59', Gerson envió un pase largo a Pelé; la pelota superó a Vaclav Migas, O'Rei la durmió con el pecho y fusiló a Viktor. Y apenas 2 minutos después, otro sensacional pase al vacío de Gerson encontró a Jairzinho, quien regaló un sombrero charro -ese que se le negó a Pelé- burló al golero y definió con el arco desprotegido.

Sobre el final y ya con Checoslovaquia desconcertada llegó la gran jugada de la tarde. Jairzinho encendió el delirio al superar al hlilo a Andrej Kvasnak, Alexander Horvath y al sacrificado Migas; cuando llegó al borde del área, cruzó el balón al segundo palo del sacrificado Viktor, ante el griterío del Jalisco. Pese a mostrarse endeble en el fondo, a Brasil el vuelo de su ofensiva le facilitó resolver un juego que le permite reverdecer sus galones, dejar atrás el mal trago de hace cuatro años en Inglaterra y amenazar, precisamente, a Bobby Charlton y compañía con miras a su encuentro del domingo 7.

Los Goles

Composición fotográfica: Víctor Sierra
Fotos: Pinterest


Leer más...

La ficha del Brasil 4 - Checoslovaquia 1

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy