Foto: AFPAtlético de Madrid sufrió un inesperado revés el Milan y se quedó al borde de la eliminación. ¿Por qué el último monarca de LaLiga pasa tantos apuros en un grupo -a priori- manejable?
    Jorge Frisancho | @wolfs_venom15
    Redactor

El sorteo de la fase de grupos parecía haber sido generoso con Atlético de Madrid. Con excepción del Liverpool, tanto AC Milan -que recién se está reincorporando a los torneos internacionales- y Porto eran en el papel rivales manejables para el cuadro colchonero, que en principio tenía un camino no muy complicado para acceder a octavos de final. Además, la llegada de Antoine Griezmann llevó a pensar en una potenciación del ataque rojiblanco, pues se reencontraría con uno de sus exsocios en el FC Barcelona, Luis Suárez.

Si bien al 'Atleti' en LaLiga no le ha ido nada mal -actualmente se ubica en el cuarto lugar, a cuatro puntos del líder Real Madrid-, en la Champions League su campaña ha lindado con lo nefasto. Tras un inesperado empate sin goles como local ante Porto y una agónica victoria por 1-2 ante el Milan en San Siro, el elenco colchonero fue superado por el Liverpool en ambos cotejos, algo esperable dado el alto nivel del equipo de Jürgen Klopp. Hasta ese momento, salvo el empate de la primera fecha, los demás resultados estaban dentro de lo presupuestado.

Pero cuando todo indicaba que este partido en casa ante el Milan iba a dejar al Atlético a un paso de los octavos de final, un solitario gol de Junior Messias -exdelantero del descendido Crotone- silenció el Wanda Metropolitano y complicó absolutamente las chances del conjunto rojiblanco. Ahora el elenco de Diego Simeone deberá ir a ganar al Do Dragão y esperar que el Liverpool -ya clasificado en el primer lugar y que por ende podría optar por hacer rotaciones en su equipo- salga airoso en San Siro en la última fecha.

Junior Messias grita su gol en el Wanda Metropolitano. El brasileño fue el verdugo colchonero. (Foto: AFP) 

Es importante recordar que el último antecedente entre colchoneros y rossoneri se remontaba a la campaña 2013/14, en la cual se enfrentaron en octavos de final de este mismo torneo. A diferencia de la actual temporada, entonces el Atlético venció por 0-1 y 4-1 al Milan con lo que empezó el camino hacia aquella final que perdió con Real Madrid.

Esta derrota no implica ni sugiere que se aproxime el inicio del fin del ciclo exitoso del 'Cholo' Simeone al mando del conjunto madridista, pero sí es una señal de alerta para que no se duerma en sus laureles como último campeón de LaLiga. Por plantel, Atlético parte como favorito en su carrera contra el Porto; no obstante, el elenco azul e branco cuenta con buenos atacantes como el iraní Mehdi Taremi o el volante colombiano Luis Fernando Díaz -habitual verdugo de la selección peruana-. Además, no solo le basta con ganar en Portugal, sino que también depende de lo que pase en Milán. No cabe duda de que los seguidores del 'Atleti' estarán con uno o dos oídos atentos a las acciones en San Siro, en una de esas nuevas noches mágicas europeas en simultáneo.

Orejonas a la música

EL DUEÑO DE LA CIUDAD. El Manchester City sacó adelante el duelo de megaestrellas ante el PSG, pese a haber comenzado abajo en el marcador, y así acentuó los cuestionamientos hacia la estabilidad de Mauricio Pochettino. El gol de Kylian Mbappé, tras exquisita jugada en la que también participaron Lionel Messi y Neymar, daba espacio hacia creer en un golpe al corazón ciudadano en el Etihad. Pero Raheem Sterling y Gabriel Jesus marcaron en un lapso de 13 minutos para sellar el tercer triunfo consecutivo del equipo de Josep Guardiola sobre el de la capital francesa. Igual, la aplastante victoria del RB Leipzig sobre el Brugge confirmó la clasificación a octavos tanto del City como del PSG.

Dulanto va a la marca de Rodrygo. El peruano no pudo evitar la clara caída de su equipo. (Foto: AFP) 

EN MODO ALGUACIL. Las hazañas difícilmente se repiten y así lo tenía claro el Sheriff de Gustavo Dulanto. Con el peruano como titular y capitán los 90 minutos, el equipo de Transnitria sucumbió en casa por 0-3 ante un Real Madrid reencauchado y eficaz. David Alaba y Toni Kroos inclinaron la balanza en el último cuarto de hora del primer tiempo, y en el complemento Karim Benzema rubricó la goleada a modo de responder con acciones a sus problemas judiciales, que hicieron bulla mediática en la previa del cotejo. Igual, para el cuadro moldavo quedó algo que es más que un consuelo: la victoria temprana del Inter sobre el Shakhtar, con doblete del bosnio Edin Džeko, aseguró la plaza de Europa League para el Sheriff, sin duda un hito por encima de las expectativas iniciales.

PERFECCIÓN INCÓLUME. Lo del Ajax no tiene freno: en su visita al Beşiktaş, el equipo de Amsterdam hiló su quinta victoria consecutiva para mantenerse equiparado al Bayern como el otro club con rendimiento perfecto en esta edición de Champions League. El equipo hoy dirigido por Erik ten Hag no conseguía cinco victorias en fase de grupos de la máxima competición europea desde 1995/96, certamen en el que fue subcampeón y en el que inicialmente se cruzó con Real Madrid, Ferencváros y Grasshopper. El infalible Sébastien Haller dio vuelta por partida doble a un encuentro que había comenzado cuesta abajo con el tanto de penal del argelino Rachid Ghezzal. Vale decir que es la tercera vez que el Ajax vence al Beşiktaş en Estambul y la segunda en que lo hace por 1-2: la anterior fue en la Copa de Europa 1966/67, cuando también había comenzado abajo en el marcador.

Fotos: AFP


Leer más...

Fecha 4: los resultados de los grupos A, B, C y D

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy