Foto: AFPDortmund se impuso sin mayores problemas por 2-4 sobre el Zenit en San Petesburgo, y dejó todo encaminado para su clasificación a cuartos. Lewandowski marcó un doblete.

 

Más allá de lo débil que se había mostrado el Zenit en fase de grupos, podía existir una posibilidad de que el cuadro de Luciano Spalletti hubiera mejorado tras dos meses. Pero la lógica hacía pensar lo contrario, tomando en cuenta que el cuadro celeste se encuentra en pleno parón invernal de su liga, en donde no tendrá competencia hasta el 9 de marzo. Esa falta de encuentros oficiales sin duda afecta su nivel físico.

El gran Jürgen Klopp no experimentó para el encuentro. Mandó el 4-2-3-1 al que acostumbra, con Sebastian Kehl haciéndole compañía a Nuri Sahin en la volante central, y a Marco Reus, Henrikh Mkhitaryan y Kevin Grosskreutz más adelantados. El local apostó por un 4-3-2-1, con Witsel en el centro de la volante, flanqueado por Oleg Shatov y Viktor Fayzulin. Por las bandas, Andrei Arshavin y Hulk desbordaban para asistir al venezolano, Salomón Rondón.
Ni con la fuerza de Hulk, que llegó a marcar de penal, Zenit pudo sacar adelante un partido muy complicado contra el Dortmund (Foto: AFP)
El inicio intenso del Dortmund encontró floja respuesta en la defensa rusa, ya a los 5’ el partido iba 0-2 gracias a goles de Mkhirtayan y Reus. La lesión de Arshavin forzó a Spalletti a darle ingreso a Anatoliy Tymoshchuk y pasar a Shatov al extremo izquierdo.  De mucho no le sirvió, ya que el Dortmund fue ampliamente superior en el primer tiempo, llegando con mucha gente al área.

Ese agobio a la defensa del Zenit forzaba al error y a las trepadas de toda la zona ofensiva de los alemanes. Pese a ello, una mala salida de Sokratis Papastathopoulos terminó en una pelotera en el área del Dortmund y el gol de Shatov. El descuento y el espíritu de igualar el partido fueron rápidamente apagados por Robert Lewandowski, que a los 61’ y solo cuatro minutos después del gol del Zenit, volvió a ampliar la diferencia.

Parecía que el partido estaba para la goleada, pero el escocés William Collum cobró penal ante una supuesta falta de Lukasz Piszczek sobre Fayzulin. Hulk no lo falló y volvió a acercarse el Zenit. Pero como pasó antes, Lewandowski volvió a aparecer dos minutos después para marcar el que sería el definitivo 2-4. Klopp les dio descanso a algunos jugadores y el Dortmund, pese a que siguió llegando, no amplió el marcador. Pero sin dudas, el resultado dejó a los alemanes casi clasificados para la próxima fase.

Fotos: AFP

Leer más...

La Ficha y La Pizarra

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy