Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.comEl ‘Dominó’ se planteó un año lleno de esperanzas en el que esperaba dar vuelta a la página a la decepcionante temporada de 2019 y volver a pelear por el título nacional. Sin embargo, recayó en la irregularidad y tendrá que jugar Sudamericana nuevamente.
Luis Alfonso Garcés | @lgarces_01
Redactor

Las Cifras

El goleador del equipo: Othoniel Arce (11 goles)

El mejor resultado: Deportivo Llacuabamba 0 - FBC Melgar 6 (Fase 2, fecha 8)

Los peores resultados: FBC Melgar 0 - Alianza Lima 4 (Fase 2, fecha 3)

Cantidad total de jugadores empleados: 27

Cantidad total de jugadores Sub-20: 5

Técnicos: 2 (Carlos Bustos y Marco Valencia)

El Análisis / Las Estadísticas / Las Caletas

La Pizarra

Arco: Como era de esperarse, Carlos Cáceda comenzó siendo el dueño del puesto. No obstante, sus constantes altibajos generaron una constante rotación con Ángelo Campos.

Defensa: Cuando las lesiones se lo permitieron, Hernán Pellerano mostró un destacado rendimiento en la zaga central, pero una lesión lo tuvo alejado y su ausencia se hizo sentir. Eso obligó a que Pablo Míguez, que ya había sido reubicado en la función, se asentara en ella, y Alec Deneumostier fue quien más veces lo acompañó. En un inicio, Carlos Neyra y Leonardo Mifflin fueron los laterales derecho e izquierdo, respectivamente, pero Pedro Ibáñez y Paolo Reyna comenzaron a disputarles el puesto luego de la llegada de Valencia.

Sánchez fue el arquetipo y sin duda el más regular de un Melgar que volvió a los tumbos de alternar buenas con malas actuaciones. (Foto: Julio Aricoché / DeChalaca.com)

Volante: Alexis Arias y Édson Aubert fueron los nombres que más veces ocuparon la primera línea de volantes, zona en la que Jesús Pretell y Hernán Hinostroza tuvieron escasos minutos. Joel Sánchez, quien según el esquema empleado alternó entre la primera y la segunda línea, al final se ubicó de manera constante detrás del delantero. En tanto, Daniel Cabrera fue una habitual pieza de recambio debido a su polifuncionalidad. Por las bandas, Jhonny Vidales y Joel Amoroso fueron quienes más partidos disputaron, ambos con un nivel regular; sus relevos naturales fueron Hideyoshi Arakaki y -hasta su salida por motivos disciplinarios- el mexicano Omar Tejeda.

Delantera: El indiscutible dueño del frente de ataque fue Othoniel Arce. El azteca usualmente se ubicó como el único centrodelantero del equipo, aunque en algunas ocasiones Irven Ávila lo acompañó arriba para jugar con dos atacantes.

Los Jailaits

Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.com
Fotos: Julio Aricoché / DeChalaca.com
Edición videográfica: Santiago Carbajal / DeChalaca.com


Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy