Foto: Fabricio Escate / DeChalaca.comEn un encuentro dinámico, Cusco y Cantolao igualaron 1-1. En un lapso de once emocionantes minutos del complemento, el 'Delfín' se adelantó vía Tajima, el cuadro imperial respondió con un penal violentamente ejecutado por Carando y de nuevo el cuadro de La Punta pudo marcar desde los doce pasos, pero 'Vitoco' Salas la mandó a la nubes.
Gianni Rivera | @gianni_rc
Redactor

Nueve de setiembre, segundo cotejo de la jornada diez de la Liga 1 y se veían las caras los elencos dirigidos por Carlos Ramacciotti y Hernán Lisi. Nueve fechas previas, también, en las que tanto el cuadro imperial como el punteño habían mostrado un rendimiento similar, a tal punto de que ambos se presentaban en Matute con idéntico puntaje sostenido en una igualdad de resultados en términos de partidos ganados, empatados y perdidos. En ese sentido, el 1-1 final entre el conjunto imperial y el ‘Delfín’ no es sino el refendo de lo parejo, sin obviar sus obvias singularidades, de sus propuestas futbolísticas. Yendo al encuentro en sí, lo distintivo fue el ritmo dinámico, de rápidas transiciones y generación continua de ocasiones en ambas vallas, algo acentuado en el complemento. Quizá el penal enviado a las nubes por el zaguero aurinegro Víctor Salas sea el acontecimiento que acapare los reflectores pospartido, pero lo cierto es que el espectáculo futbolístico brindado en el recinto victoriano, en este singular contexto, no deja de ser valorable e incluso ilusionante.

La Pizarra: Entre rediseños y recomposiciones

Cusco FC: Los de Carlos Ramacciotti salieron al césped del Alejandro Villanueva bajo el esquema 4-3-2-1 con la intención de llevar la iniciativa desde el saque. Con Janio Pósito como 9’ y José Daniel Rivera como extremo derecho, Willyan Mimbela asumió la función de extremo izquierdo, aunque con bastante libertad para moverse por todo el frente de ataque. En la medular actuaron Oswaldo Valenzuela -más aboado a labores defensivas- Bryan Chahuaylla y un participativo Josimar Atoche, quien recostado sobre el sector izquierdo estuvo acertado en sus servicios y buscó siempre juntarse con Jair Céspedes y ‘La Amenaza’. En el complemento ingresó Alfredo Ramúa en reemplazo del juvenil Chauhuaylla, lo cual reconfiguró la figura inicial a un 4-2-3-1, en el que el ‘Chapu’ pasó a ser el enganche y Atoche formó doble pivote con Valenzuela. Asimismo, Danilo Carando, quien suplió a Pósito, no solo marcó el empate sino que generó problemas en la zaga aurinegra y dejó clara su importancia.

Cantolao: Por su parte, Hernán Lisi apostó por un 4-trapecio-2. Quizá por su último resultado frente a Sporting Cristal, el ‘Delfín’ asumió desde el vamos un planteamiento más cauto y paró su bloque defensivo relativamente cerca de su portería, además de ejercer una presión más inteligente. Los laterales Christian Sánchez y Orlando Núñez ensayaron pocas incursiones en campo rival; a su vez, en la primera línea de volantes Rodrigo Salinas estuvo más enfocado en la recuperación, mientras que Yuriel Celi -quien con el ingreso de Leonel Solís pasó a jugar como enganche- asumió mayor peso en ataque con sus recurrentes descolgadas y remates desde larga distancia. Es sabido que por los pies de Sandro Rengifo y Mario Tajima, volantes exteriores del cuadro aurinegro y especialistas para los contraataques, pasa el juego ofensivo de Cantolao; de hecho, entre ambos se terminó generando el gol que abrió el marcador. Por último, controlados por la zaga rival, el aporte de los centrodelanteros Jarlín Quintero y Mario Ceballos fue prácticamente nulo; lo de los revulsivos Jhamir d'Arrigo y Daniel Tarazona, en el poco tiempo que tuvieron, produjo algo más de inquietud en la defensa contraria.

El Capo: Elogio de la locura

Delgado, siempre bien parado en su arco, impuso sobriedad y respeto en momentos determinantes. Buen momento del 'Loco'. (Foto: Pedro Monteverde / DeChalaca.com) 

Como hombre experimentado y referente del ‘Delfín’, Erick Delgado sigue acumulando buenas actuaciones desde el regreso del fútbol. En esta ocasión, siempre que fue exigido, el ‘Loco’ estuvo atento para intervenir y desviar remates con destino de gol. Su distintivo sentido de ubicación le permitió salir tanto a achicar como a cortar centros con seguridad y, adicionalmente, sus rápidos saques en movimiento también sirvieron para generar situaciones favorables a sus atacantes, incluso algunas de ellas para dejarlos mano a mano con la zaga rival.

Kazuki Ito: Sanciones legítimas

Generalmente, cuando se sancionan dos penales -y más aún en un lapso tan corto- se considera que uno de ellos tiene que ir a la sección de las polémicas. No obstante, esta vez no hay algo que objetar a Mike Palomino, pues sus dos cobros fueron correctos. En el primero, Orlando Núñez sí golpeó a Jair Toledo en el área porteña; en el segundo, el mismo Toledo bloqueó un disparo con su brazo, dispuesto de forma antinatural, en su propia área. Más allá de ello, la actuación de la cuarteta arbitral fue correcta y se llevó adelante el cotejo sin alterar su vertiginoso ritmo.

Los Goles

Fotos: Fabricio Escate / DeChalaca.com


Leer más...

La ficha del Cusco 1 - Cantolao 1

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy