Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.comAlianza Lima volvió a ganar de visitante tras cambiar de actitud para el segundo tiempo. La claridad de su experimentada medular pudo generar un 0-2 polémico que lo asienta en la punta y deja a Municipal con mínimas chances de campeonar tras sufrir su primera derrota en casi dos meses.
Aldo Ramrez | @ramireztello
Editor

Un tiempo fue suficiente para que el equipo de Pablo Bengoechea consiguiera una nueva victoria, la tercera en cuatro partidos y una muy clave de cara a hacerse del título del segundo torneo del año. Y fue clave para eso que el mal planteamiento inicial del DT uruguayo pudiera ser revisitado y corregido.

Alianza inició acciones con una zaga de tres con Gonzalo Godoy como eje y una volante reforzada con Luis Garro por derecha y Alexis Cossío por izquierda, además una medular neta lenta con Rinaldo Cruzado, Luis Ramírez y Luis Aguiar alejado de su hábitat, el área. Enfrente, Municipal se paró con un planteamiento similar: tres atrás, dos carrilleros (Eduardo Rabanal y Rodrigo Cuba), un triángulo para la marca y dos arriba.

Así, no solo en propuestas tácticas coincidieron Bengoechea y Gerardo Ameli, sino en actitud ofensiva. Centros improvisados, pelotazos a la olla, y disparos de media distancia a ver si chocaban en alguien para distraer a dos de los mejores arqueros del campeonato: Erick Delgado y Leao Butrón.

Delgado tuvo actividad, sobre todo en el primer tiempo. (Foto: Pedro Monteverde / DeChalaca.com) 

De ese modo, los cerca de treinta mil espectadores que asistieron al Nacional (a falta de información oficial de la ADFP), en un partido que empezó media hora antes de lo que oficialmente se había programado en un inicio, no pudieron ver un juego vistoso. Quizá sí intenso, pero poco ordenado, sin pausa y con ideas ausentes.

El segundo tiempo fue totalmente distinto, pero también polémico por el criterio de Fernando Legario. El ingreso de Kevin Quevedo por Luis Garro generó que Alianza golpeara donde a Municipal le dolía más. El hábil extremo no solo la tuvo más clara, sino que empezó a jalar marcas. Y así llegó el primer gol blanquiazul. Ramírez cedió para Lionard Pajoy, quien eludió bien a Luis Calderón y con disparo raso forzó la intervención de Delgado, quien despejó pero dejó rebote para que Alejandro Hohberg -quien a criterio de Legario estaba habilitado- la mandara dentro. Es posible que el juez se haya equivocado, pero mayor fue el error de la zaga edil al quedarse estática y confiarse en un posible offside ante circunstancias que permitían aplicar el razonamiento de que la duda beneficia al delantero. Una apuesta demasiado costosa.

Tras el gol, Ameli mandó dos pensantes al campo: Freddy Álvarez y Sergio Moreno hicieron su ingreso, aunque sin resultados auspiciosos. Ramírez y Cruzado tomaron la batuta y empezaron a dirigir el partido: el ingreso de José Cotrina propició que ambos dejaran labores de marca, fuera del hecho de que con amarilla ambos lucían condicionados, al igual que Aguiar y el mismo Cotrina.

Luego de un polémico cobro, Pajoy consigue el segundo gol aliancista. (Foto: Pedro Monteverde / DeChalaca.com) 

Con el control del partido tomado por Alianza, llegó el segundo. Fue a través de un balón largo para Pajoy que el colombiano bajó bien para sentir el empujón de Cuba. El goleador íntimo pudo seguir, pero prefirió dejarse caer de modo un poco exagerado. Nuevamente reglamentarista, Legario aplicó la pena máxima; y el mismo ariete colombiano la canjeó por gol, pero recibió una amarilla por "celebración excesiva" -entiéndase, pérdida de tiempo para el criterio del juez, que terminó siendo más protagonista que el propio Legario-.

Con el partido liquidado, más aún con la expulsión correcta de Pier Larrauri por reclamos indebidos sobre el asistente Jorge Yupanqui, Alianza cerró una final más en procura del título. Y es que en este Apertura tan irregular hasta se puede perdonar medio tiempo; hoy el cuadro blanquiazul lleva ventaja -incluso por goles- sobre Real Garcilaso, y dos partidos inciertos ante la San Martín en Matute y en Cutervo contra Comerciantes para saber si todo este subibaja deviene en celebración.

Por su parte, Municipal, pese a tener un partido pendiente, cierra casi sus posibilidades. Y es que si bien Ameli pudo cuajar regularidad, a veces termina dependiendo mucho de sus individualidades, llámese principalmente Diego Mayora. Y con el propio 'Macocho' diciéndole a la TV post partido que Alianza podría ser un merecido campeón del Apertura, como que todo queda consumado para la franja.

Las Fotos

Los Goles

Fotos: Pedro Monteverde / DeChalaca.com


Leer más...

La ficha del Huancayo 1 - Real Garcilaso 1

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy