Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.com Ormeño y Gálvez, los descendidos de la Segunda, no jugarán en la Etapa Regional de la Copa Perú 2015, instancia a la que normalmente recaían los clubes que perdían la categoría: esta vez, de acuerdo con las bases del torneo, les corresponde arrancar la temporada desde la Departamental.

La suerte de Ormeño y Gálvez ya está echada en la Segunda División. Ambos no pudieron sostenerse en la categoría y, uno más anticipadamente que el otro, le dijo adiós al torneo, aun cuando resta una fecha por disputar. Lo que corresponde, entonces, es saber adonde les depara el paradero de cara a la próxima temporada. Y acá es donde viene lo más llamativo: a diferencia de las ocho ediciones anteriores de la Segunda, los equipos que pierdan la categoría esta vez no van a ir a la Etapa Regional de la Copa Perú, sino a la Etapa Departamental.

Al respecto, el artículo 16 de las bases de la ADFP-SD 2014 es bien claro: "los Clubes que ocupen los dos (2) últimos lugares al finalizar el Campeonato Descentralizado ADFP-SD 2014 descenderán de Categoría, debiendo incorporarse en la Etapa Departamental de la Copa Perú 2015". Como se recuerda, desde que se descentralizó el campeonato, allá por 2006, los clubes que perdieron la categoría arrancaron el año entrante en la Etapa Regional.

José Gálvez y Walter Ormeño deberán arrancar en las etapas departamentales de Áncash y Lima, respectivamente (Foto: Diario de Chimbote)

En 2007, los descendidos de la Segunda 2006, Deportivo Curibamba y Defensor Villa del Mar, arrancaron desde la Etapa Regional; en 2008 ocurrió lo mismo con los que bajaron en la Segunda 2007, Unión Huaral y Alfonso Ugarte; en 2009 se repitió la figura con UTC; en 2010 ocurrió lo propio con Real Academia (como La Peña Sporting) y Deportivo Municipal; en 2011 se presentó esta situación con Tecnológico Campo Verde; y finalmente en 2012 pasó por última vez con la U América FC, que bajó en la Segunda 2011.

Solo hubo dos excepciones: en la Segunda 2012 descendieron Alianza Unicachi e Hijos de Acosvinchos, pero ambos no se presentaron a la Etapa Regional 2013 porque fueron desactivados por deudas y, en el caso de Acosvinchos, incluso fue refundado como Acosvinchos FC para actuar desde la Liga Distrital de Breña. Mientras tanto, en la Segunda 2013 se repitió exactamente la misma situación: los descendidos fueron Sport Áncash y Alianza Cristiana, pero tampoco aparecieron en la Etapa Regional 2014 por un tema de deudas; es más, la 'Amenaza Verde' reapareció -refundado- como Sport Áncash FC en la Liga Distrital de Huaraz.

De cara al 2015, el camino de Walter Ormeño y Jose Gálvez va a ser más sinuoso: el primero va a tener que reinsertarse a la competencia desde la Etapa Departamental de Lima, mientras que los chimbotanos lo tendrán que hacer vía la Etapa Departamental de Áncash. Se entiende, entonces, que ambos equipos estarán reapareciendo en el fútbol por el mes de julio del próximo año. Lo tragicómico es que, gracias a las bases, y pese a descender de una segunda categoría, tienen vía libre para armar un plantel lo suficientemente competitivo para aspirar a ganar la Copa Perú 2015 y ni siquiera retornar a la Segunda, como manda la lógica, sino de frente ascender al Descentralizado 2016. Fútbol peruano.

Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.com
Foto: Diario de Chimbote


Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy