Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.comEmpieza la segunda etapa del ciclo de Ricardo Gareca al frente de la selección, sujeto a nuevos objetivos y con una valla mucho más alta desde el principio. En DeChalaca presentamos los que para nosotros son diez objetivos reales y concretos que se deben cumplir en los próximos años.

Adrián Cabrejo | @adriancabp
Director periodístico

Prestigio, ampliar el universo en algunas posiciones, mejorar algunas campañas. Objetivos reales que Ricardo Gareca y su comando técnico deben asumir de cara a los próximos años. Unos lógicamente son mucho más complicados que otros, pero todas son metas totalmente reales que se deben plantear de cara al futuro.

1. EL PRESTIGIO NO SE REGALA. En tiempos recientes, la selección peruana recuperó prestigio a nivel internacional. Lo hizo porque compitió ante rivales superiores y porque superó obstáculos en más de una oportunidad. No se debe solo a la clasificación al Mundial: el prestigio se recuperó porque nos posicionamos como un rival duro. Venir a Lima o enfrentar a Perú en cualquier cancha dejó de ser un partido de mero trámite. En ese sentido, es importante mantener una senda de competitividad.

La selección recuperó la imagen perdida en la década pasada y supo liberarse de algunos traumas. Si bien vamos por buen camino, en el Mundial se vio que aún nos falta adquirir jerarquía. Y esa jerarquía que nos falta se gana con partidos como los que jugamos en Rusia y con amistosos ante rivales como Holanda y Alemania. Por eso es importante competir de la mejor manera para mantener un rumbo estable de crecimiento y para jugar encuentros como estos con mayor frecuencia.

Jugar contra Francia le permitió a Perú entender las diferencias con el primer mundo. (Foto: AFP) 

2. UNA MEDALLA. Perú se acostumbró a clasificar a cuartos de final de la Copa América desde 1997. De hecho, es la única selección que lo consiguió de forma consecutiva desde entonces. En ese sentido, una clasificación a esta instancia no sería una novedad. Ricardo Gareca ya supo obtener un tercer lugar y una clasificación a cuartos con un plantel en el que abundaban los futbolistas del torneo local.

Un reto de este proceso será conseguir un nuevo podio, pero también mejorar los arranques en cada una de las competencias. Esto es algo que en general le costó mucho a Gareca. Perdió en su debut con la selección ante Venezuela, perdió en el debut de la Copa América 2015 ante Brasil, perdió en el inicio de las eliminatorias ante Colombia y perdió en el inicio de la Copa del Mundo ante Dinamarca. Solo se impuso por 1-0 a Haití en el primer partido de la Copa América Centenario, aunque sin mucho brillo y con más sufrimiento del necesario. Los arranques le costaron a Gareca. Es hora de pulir eso.

3. LA CASA SE RESPETA. Durante las Eliminatorias Perú disputó nuve partidos en condición de local y solo se impuso en cuatro. Parte del éxito de la selección es que dejó atrás algunos traumas como los partidos de visita. Perú salió vivo de escenarios complicados como el Defensores del Chaco, el Monumental de Maturín, el Olímpico Atahualpa y 'La Bombonera'. Todo eso sumado a los puntos ganados en el TAS ante Bolivia dio como resultado la clasificación al Mundial.

La estadística marca que una selección clasifica a la Copa del Mundo con un promedio de 27 puntos. En una confederación tan competitiva es vital sostener una localía fuerte si se aspira a la clasificación. Uno de los principales retos es hacer de nuestro campo un estadio prácticamente inexpugnable. El boleto a Qatar empieza por hacerse fuertes aquí.

¿Jefferson Farfán llegará sin problemas al final de las Eliminatorias. (Foto: AFP) 

4. LA POST GENERACIÓN 84. Uno de los grandes retos de Ricardo Gareca y su comando técnico será encontrar a los reemplazos de los jugadores de la categoría 1984 que poco a poco dejarán su lugar a otros futbolistas como parte de un proceso natural. La gran preocupación es encontrar a los eventuales sustitutos de jugadores como Jefferson Farfán y Paolo Guerrero, quienes a pesar de tener 34 años todavía cuentan con un cartel importante que les permite mantenerse en buenas ligas en el exterior. Parte del éxito de Farfán y Guerrero tiene que ver con la aparición de Constantino Carvallo en la vida de ambos: el desaparecido educador fue quien los formó como personas y quien proyectó que ambos podían ser futbolistas exitosos que llevaran a Perú a un Mundial. Lo consiguieron y ahora viene el problema.

La partida de don Constantino dejó un gran vacío que nadie supo ocupar en el sistema futbolístico. Hoy la formación integral es un gran problema. Por eso no sorprende que exista una gran incógnita cuando se habla de los posibles reemplazos de Farfán y Guerrero. El que asomaba como sustituto, principalmente del jugador de Internacional, es Luiz ‘Beto’ da Silva, pero este se diluyó en los últimos años producto de las malas decisiones profesionales y de las lesiones. ¿Ruidíaz? ¿Succar? ¿Bulos? ¿Olivares? ¿Lapadula? Ahí el gran reto.

5. PROBLEMA DE IZQUIERDA. La banda izquierda pasó a ser el punto flaco de Perú, aunque no por un tema de rendimiento. El problema de la selección por esta zona del campo es la falta de opciones para sustituir a los titulares. Como lateral se cuenta con un Miguel Trauco que respondió bien cada vez que fue exigido, pero preocupa su falta de continuidad en Flamengo. En el caso de su reemplazo, Nilson Loyola evidenció una merma en su rendimiento, aunque se mantiene en las convocatorias. De momento no asoma otra opción como eventual relevo de alguno de los dos. Si antes carecíamos de laterales derechos, hoy el problema pasó a la otra banda.

Perú tiene que ser muy serio de local y saber ganar. (Foto: Andina) 

Más adelante encontramos un problema todavía mucho más intenso porque Edison Flores no tiene un suplente natural. Ricardo Gareca probó con Edwuin Gómez y Roberto Siucho, pero al parecer ninguno lo convenció. Encontrar opciones en estas dos posiciones es otro de los retos de estos próximos años.

6. EXPORTAR, EXPORTAR, EXPORTAR. La exportación de futbolistas es uno de los puntos que permiten que las selecciones sudamericanas sean cada vez más competitivas. Si se mantiene la senda de crecimiento entonces la salida de más jugadores al exterior será algo natural. Si bien lo óptimo sería exportar jugadores a las principales ligas del mundo, hay algo que juega en contra de esto: la falta de pasaporte comunitario. Sin ese elemento es muy complicado conseguir un buen equipo en el extranjero. A eso hay que sumarle que todo sigue un curso natural. Y el principal espejo al respecto debe ser Ecuador.

La base de la selección ecuatoriana jugaba en su torneo local cuando clasificó al Mundial 2002. Después de la clasificación, sus futbolistas empezaron a partir al mercado natural del futbolista sudamericano que no tiene pasaporte comunitario: México. Al principio llegaron a instituciones pequeñas y con un buen rendimiento en clubes y selección empezaron a fichar por equipos cada vez más poderosos. Poco a poco sus principales jugadores pasaron directamente a equipos fuertes, sin la escala previa de antes en equipos menores del exterior. Si los nuestros destacan, entonces seguirán el mismo camino. Por tres partidos buenos a nivel de selección no te viene a buscar el Real Madrid. Todo tiene un conducto natural y los futbolistas peruanos deben seguirlo.

Ray Sandoval juega en el Morelia mexicano. (Foto: RASA Deportes) 

7. LOS DE ARRIBA Y LOS DE ABAJO. Durante muchos años se reclamó que la selección absoluta y los seleccionados juveniles deben desarrollar un trabajo integrado que les permita mantener un patrón de juego que se sostenga en el tiempo. El trabajo integrado entre las distintas selecciones es algo normal en los principales combinados del mundo. Por eso es importante que Ricardo Gareca y Daniel Ahmed trabajen cada vez coordinadamente para desarrollar futbolistas. La convocatoria de algunos jugadoress de la Sub-20 a la selección mayor es un primer paso de ese proceso que permitirá que el salto de un seleccionado a otro no sea traumático.

8. UN PROBLEMA DE BASE. Un punto flaco de la selección viene con los centros que llegan desde ambas bandas. No es un problema de juego aéreo porque la mayoría de centrales y volantes de contención van bien por arriba. Es un problema a la hora de defender, algo que definitivamente se puede corregir en los entrenamientos.

Perú es un equipo que suele defender bien por la banda izquierda porque a Trauco se le suma el apoyo vital de un incansable Edison Flores que siempre le da la mano para cerrar bien su zona. El objetivo es que el lado derecho obtenga la misma resistencia. Que no nos agarren mal parados.

Perú debe aprovechar las otras plazas del país, como lo hizo en 2017 cuando enfrentó a Jamaica en Arequipa. (Foto: Prensa FPF) 

9. EN TODOS LADOS. La selección necesita no alejarse de la gente. Es importante que se jueguen cada vez más amistosos en distintos puntos del país. No todo es Lima. Llevar a la selección a otras ciudades es algo que debe darse en estos años que vienen. Con el desarrollo del Mundial Sub-17 es un hecho que se arreglarán algunos estadios del norte, el sur y probablemente la selva.

¿Por qué no jugar algunos amistosos en Iquitos o Pucallpa si se reemplaza la cancha sintética? ¿Por qué no jugar en Cusco algún amistoso que sirva para medir el rendimiento de nuestros principales jugadores en una plaza que siempre es complicada como La Paz? Es momento de abrir la selección a todos en hechos y no solo en palabras.

10. A QATAR OTRAS RONDAS. Este es el punto culminante y el que corona todo lo expuesto en líneas anteriores. A diferencia de la primera etapa del proceso de Ricardo Gareca, ahora sí es una meta real aspirar a la clasificación. Siempre fue un objetivo, pero se la veía como algo muy lejano. Hoy es una meta a la que debemos aspirar realmente porque ya dejó de ser una utopía.

Perú se sacó una mochila de 36 toneladas y eso debe jugar a favor del equipo. Aquí el espejo debe ser nuevamente Ecuador. Tras una exitosa primera clasificación, logró una segunda y el objetivo pasó a ser otro. Si Perú clasifica nuevamente al Mundial el objetivo ya no debe ser solamente competir lo mejor posible; el nuevo objetivo debe ser avanzar, tal como hicieron los ecuatorianos.

Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.com
Fotos: Prensa AFP, AFP, RASA Deportes


Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy