Foto: Prensa FPFSin deslumbrar demasiado pero siendo contundente, Llacuabamba logró un 0-2 sobre Pirata que lo ayuda a afianzarse en la parte más alta de la tabla. El cuadro filibustero peleó, pero se agotó y se sigue hundiendo.
Mariano Manzor | @Mmanzor2900
Redactor

Las fatales cifras de Pirata FC en la temporada 2021 de la Liga 2 hacen que, en un campeonato sin descenso, sus rivales de turno comiencen a adoptarlo como un sparring al que puede enfrentarse en distintos grados de exigencia, pero con una certeza inequívoca: ante el equipo de José Leonardo Ortiz se suma de a tres. Así lo asumió Deportivo Llacuabamba y por eso, sin despeinarse demasiado, el cuadro de Pataz obtuvo tres puntos importantes para meterse a la pelea por la parte alta de la Fase 2.

El partido preliminar de la jornada del miércoles 1 en San Marcos empezó con ambos equipos bien parados, controlando los tiempos y moviendo la pelota de lado a lado. El problema radicaba en la poca profundidad de ambas escuadras, que no lograban acercarse a los metros finales: tanto a filibusteros como a auríferos les faltaban esos últimos pases que quedaban en la nada.

En esas circunstancias, era previsible que el gol se originara en un balón parado. La ejecución de Níger Vega, un especialista, impactó en el palo y el rebote fue aprovechado por el goleador Luis Alejandro Ramos, quien de cabeza abrió el marcador. El tanto, igual, sirvió de estímulo para que Pirata despertara y cambiara un poco su postura: Óscar 'Muñeco' Fernández tenía claro que no había demasiado que perder y mandó a los suyos más al frente.

Campos se escapa ante la marca de Mayo. Pirata depende de los arrebatos de su creativo. (Foto: Prensa FPF) 

Así, de la mano de buenas combinaciones entre Adrián Mujica y Áccel Campos, el elenco filibustero comenzó a atacar con frecuencia; sin embargo, el principal problema era que ninguno de los dos creativos lograba conectar ese último pase necesario para dejar libre al '9' Héctor Zeta. De hecho, Mujica estuvo muy cerca de empatar en una de las mejores jugadas del primer tiempo: el ex Juan Aurich incluso logró llevarse al arquero Rodolfo Anderson, pero la pelota se le fue larga al no poderla parar con acierto.

En el segundo tiempo, el desarrollo del partido fue similar: Pirata lucía crecido y buscaba constantemente el empate, mientras Llacuabamba resistía en procura de buscar algún contragolpe que encontrara en posición ventajosa a Ramos ante lo mal parado que a veces quedaba el fondo leonardino. Pero más que eso, lo que preocupaba al 'Muñeco' Fernández era que el desgaste físico de los suyos le empezó a pasar factura.

Así, pasada la hora de juego, Llacuabamba encontró las condiciones para estirar la diferencia. El capitán Vega le dio un gran pase a Félix Espinoza para que este le pegara al balón con derecha y aumentara la ventaja. El juvenil arquero Richard Garrido, quien hacía su debut profesional absoluto, pudo haber hecho bastante más: se equivocó y se lo notó inseguro durante gran parte del partido, algo entendible dada su corta edad y nula experiencia previa en estas lides.

Ramos, brazos en alto, celebra su gol. El delantero prolonga su buena estela en el ataque llacuabambino. (Foto: Prensa FPF) 

Lo cierto es que el tanto de Espinoza cerró un partido al que los minutos finales le sobraron. Pirata intentó lanzar a otros jóvenes como Julio Carbajo o César Cotrina para buscar alguna reacción, pero se trató de mero entusiasmo. Llacuabamba, incluso sin convencer, sumó tres puntos valiosos para mantenerse afirmado en la parte alta de la Fase 2 ya jugada más de la mitad de ella.

Los Goles

La Caleta

Las Fotos

Fotos: Prensa FPF


Leer más...

La ficha del Pirata 0 - Llacuabamba 2

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy