Foto: Julio Aricoché / DeChalaca.comCristal cerró la Fase 1 con una abrumadora goleada ante un agotado Binacional. El 3-6 -primer partido de esos guarismos en la máxima categoría en un cuarto de siglo- pone a punto a los cerveceros, que una vez más contaron con un Herrera iluminado ante el arco rival.
Miguel Marca | @migueelmarca
Redactor

Sporting Cristal sigue afinando la máquina para lo que resta del año. Ante Deportivo Binacional vivió un partido, a decir lo menos, extraño: el de Roberto Mosquera no fue un equipo brillante, pero sí efectivo. Y ante un rival que con el pasar de los minutos va desmoronándose o perdiendo en detalles -ya sea en salida o un mal pase que intercepta el rival-, el elenco del Rímac sacó amplió provecho. La efectividad celeste, no obstante, es proporcional a sus distracciones defensivas, las cuales lo ha acompañado en esta etapa del torneo y se tornan en un malestar crónico: Renato Solís erró hasta en dos de los tres goles del 'Poderoso del Sur' y la zaga central anduvo floja una vez más.

La Pizarra: A ti yo te conozco

Binacional: Javier Arce acomodó sus mejores piezas y buscó reemplazo a Johan Arango, expulsado la fecha pasada. El DT formó un 4-3-2-1 en el que su defensa, pese al resultado, no hizo un mal trabajo. Eso sí, Jeickson Reyes sufrió mucho más, porque su carril fue vulnerado y sus proyecciones en ataque resultaron nulas. Quien tampoco tuvo una buena tarde-noche fue Sebastián Gularte, así como Víctor Labrín y Diego Angles. Los recambios, aunque pocos, rindieron: Héctor Zeta respondió con su afortunado gol tras error de Solís, y Jean Deza -en su reaparición- agotó a la defensa rival.

Cristal: Roberto Mosquera enfrentó al club con el que salió campeón. Conocedor de sus virtudes y falencias, preparó a los celestes para enfrentar al elenco altiplánico con el mismo 4-trapecio-2 que le había funcionado ante Universitario. La sorpresa negativa fue el rendimiento de Renato Solís, que estuvo por debajo de lo esperado: el golero fue responsable de al menos dos de los tres goles encajados. Otro punto críticos estuvo en la dupla Renzo Revoredo - Omar Merlo, errática como en otras ocasiones. En el lado positivo de la balanza, Christofer Gonzales, Jorge Cazulo y Emanuel Herrera están en niveles superlativos y sus actuaciones contagiaron a sus compañeros, entre ellos Christopher Olivares o Jhilmar Lobatón, quienes también anotaron en la goleada.

El Capo: De memoria selectiva

Herrera en momento pletórico: casi en el ritmo de 2018, tomó la cima de la tabla de goleadores en el cierre de la Fase 1. Aquí celebra el segundo de sus tres goles en el arco de Fernández. (Foto: Fabricio Escate / DeChalaca.com) 

Emanuel Herrera optó por olvidar las lesiones pero permanecer con el recuerdo del gol. Una soberbia actuación del argentino sobre Binacional demuestra su vigencia dentro del área, pues aprovechó garrafales errores defensivos del rival y se dio el lujo de anotar un golazo al cruzarle el balón a Raúl Fernández. Por otro lado, el ariete cervecero sigue mejorando la conexión con Washington Corozo y Kevin Sandoval como abastecedores.

Kazuki Ito: Resolvió sin angustias

Lejos del resultado, la actuación de Diego Haro -tras su vuelta después de dirigir en Eliminatorias- ha sido aceptable. El juez sacó amarillas en tres ocasiones, pero sobre todo dejó jugar y no se preocupó en ser protagonista. En virtud de ello, el partido no tuvo mayores interrupciones.

Los Goles

Fotos: Fabricio Escate y Julio Aricoché / DeChalaca.com


Leer más...

La ficha del Binacional 3 - Cristal 6

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy