Foto: Pedro Monteverde / DeChalaca.comMannucci derrotó 0-2 a un Llacuabamba que, no obstante, dejó sensaciones de no querer irse. El equipo de 'Chochera' Castillo fue atrevido y hasta ofreció momentos de buen fútbol pero no tuvo la claridad ante el gol -ni la fortuna- con que sí contaron los carlistas.
{autor_larry_jalk}

A los 7 segundos de iniciado el partido, Álex Valera pisó el área y sacó un tiro cruzado, que estuvo muy cerca de convertirse en el primer tanto. Esa fue la imagen del partido: Deportivo Llacuabamba fue siempre al frente de ataque, en búsqueda de la apertura del marcador. Las chances más claras se produjeron minutos después, primero con un remate de cabeza de Javier Trauco y sobre el final del partido, con un penal errado de Kevin Santamaría. Pero el que sí la mandó adentro, irónicamente, fue Félix Uculmana, quien sobre el cierre del primer tiempo cometió un autogol en su afán de despejar.

El cuadro de Pataz, sin embargo, encaró lo que siguió con mucha convicción y tranquilidad, atributos que solo terminó perdiendo sobre el final del partido. Pero Pablo Peirano sabía que tenía que aprovechar los espacios que había dejado atrás el rival y mandó al campo a Luis Enrique Benites junto a Jean Pierre Fuentes, uno para aprovechar mejor los espacios con su velocidad y el otro para recuperar las pelotas en el medio. Parecía cerrarse el partido así, pero Rely Fernández anotó un golazo: partió desde su campo, previa anticipación y robo de pelota a Junior Viza, para después mandarse una gran individualidad y sellar el 0-2 para Carlos A. Mannucci, solo decorado hacia el final por las expulsiones de Valera -por una reacción bastante absurda- y Nicolás Raguso.

La Pizarra: Cambios inesperados

Llacuabamba: Alberto Castillo propuso un 5-trapecio-1, con Valera como único punta. Los que procuraron mayor dinámica fueron Trauco y Santamaría: asumieron el rol de conductores y lo hicieron de modo aceptable. Causaron problemas a Mannucci con su triangulación y hasta estuvieron al borde del gol. Por lo demás, si bien el equipo de Parcoy mantuvo la posesión del esférico con los ingresos de Daniel Chávez y Junior Viza, perdió mucha velocidad en ataque.

Mannucci: El 4-2-3-1 de Pablo Peirano tuvo a Tarek Carranza y Ernest Nungaray en la primera línea de volantes, para dejar más arriba a Arley Rodríguez, Ricardo Lagos y Javier Núñez, con Osnar Noronha como único '9'. La clave estuvo en el ingreso temprano de Rely Fernández por una lesión de Núñez: el extremo tomó protagonismo y fue él quien hizo jugar al equipo, pues hasta antes de anotar su gol se había cansado de brindar asistencias a sus compañeros. Los ingresos de Benites y Fuentes, así como el de José Carlos Fernández, obedecieron todos a temas físicos, pero no alteraron el esquema.

El Capo: Reliquias del banco

(Foto: Sergio Ayala / DeChalaca.com)

Rely Fernández ingresó a los 18' para cumplir la función de Núñez, pero terminó siendo mucho más importante que un mero reemplazo. Su velocidad y atrevimiento para ir al ataque conllevaron a que ensayara una buena jugada que terminó en el segundo gol y cerró la victoria tricolor.

Kazuki Ito: Con seguridad

Renzo Castañeda cumplió una buena actuación: sacó las tarjetas oportunas y después decidió bien en las expulsiones, sobre todo en la de Valera, tras la inaceptable agresión cometida por el lambayecano. Por lo demás, el partido se desarrolló de modo tranquilo para la labor arbitral.

Los Goles

Las Fotos

Fotos: Pedro Monteverde y Sergio Ayala / DeChalaca.com


Leer más...

La ficha del Llacuabamba 0 - Mannucci 2

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy