Tuvieron que pasar ocho temporadas para que el máximo artillero del Descentralizado alcanzara la barrera de los 30 goles. Y no fue precisamente un típico ‘9’ de área.

 

    Alonso Cantuarias | @alonso_cantu
    Columnista editorial

Desde el 2008, temporada en la que salió goleador Miguel ‘El Chino’ Ximénez, con 32 tantos, ningún artillero del Descentralizado había alcanzado o superado la barrera de los 30 goles. Pero Robinson Aponzá Carabalí (Suárez, Colombia, 11 de abril de 1989) se encargó de cortar ese registro con sus 30 conquistas en 38 cotejos durante el Descentralizado 2016, torneo en el que brilló con luz propia pese a jugar en un irregular Alianza Atlético.

Con una media de 0.78 goles por cotejo, este volante creativo reconvertido en delantero sobresalió por su gran cantidad de variantes para llegar al gol: potencia, regate, capacidad para recogerse y elaborar fútbol en ¾ de cancha, dominio de ambos perfiles, remate y habilidad en el uno contra uno. Estas cualidades hicieron que se constituyera como una pieza fundamental en el esquema de Gustavo Roverano, ya sea como segundo punta en un 4-cuadrado-2 o como un extremo en un 4-2-3-1. El colombiano fue el tercer jugador con más minutos en su escuadra al terminar el torneo: 3311. Solo el central Janelier Rivas (3690) y el portero Diego Carranza (3420) lo superaron.

Pese a no contar con un portentoso físico (mide 174 centímetros), Aponzá fue el jugador más desequilibrante de su escuadra y destacó por ser impredecible para las defensas rivales. Si bien 20 de sus 30 goles fueron de pierna derecha, también marcó cuatro tantos con la izquierda y seis con la cabeza.

Aponzá no solo fue el goleador, sino el mejor jugador del torneo. (Foto: diario El Tiempo de Piura) 

En un torneo donde suelen destacar los delanteros netos de área, como el mencionado Ximénez, el ‘Pana’ Tejada o los recordados Arriola y Estigarribia, lo hecho por Aponzá resulta más que destacable. No es usual encontrar jugadores con capacidad para elaborar fútbol y que sumen efectividad a su repertorio.  En otras palabras, que sean capaces de completar todo lo que rodea al proceso del gol.

Tras coronarse como el máximo artillero del fútbol peruano queda por saber cuán grande será su salto. ¿Acaso de Sullana a Europa como Jaime Ruiz en el 2008? ¿O de Sullana a Lima? Más allá de su próximo destino, lo demostrado en el Descentralizado 2016 bastó para dejar en claro que el ex América de Cali ha sido uno de los jugadores más completos que ha pasado por estas tierras y que Perú es un escenario ideal para que jugadores colombianos encuentren su trampolín a la fama o su lugar en el mundo.  ¿Acaso es coincidencia recordar a James ‘La Avispa’ Angulo o Tressor Moreno?

Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.com

Foto: diario El Tiempo de Piura


Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy