Foto: Prensa FPFMaristas empató con Los Caimanes en un partido carente de oportunidades manifiestas de gol. El 0-0 acabó siendo un mal negocio para ambos, que quedan rezagados en la lucha por el liderato del octogonal.
Luis Pérez | @luisperezadrian
Redactor

Muchas veces la espera, desespera. Ese fue el caso en el estelar de la cuarta jornada en San Marcos: durante 97 minutos se aguardó por la cuota de entretenimiento que un espectáculo de equipos con pretensiones importantes demanda. Porque en el fútbol macho la falta de juego fluido puede ser perdonada, pero la ausencia de intensidad, jamás. Seguramente Deportivo Maristas y Los Caimanes dejaron en el campo todo lo que humanamente tenían; no obstante, ello no fue suficiente para lograr enganchar al común espectador.

La escuadra huachana saltó al césped con un renovado 3-4-2-1, en el que priorizó el juego por bandas con Joaquín Albino y Segundo Carrasco, quien se retiró lesionado. Más adelante, Josshimar Pacheco -de discreto rendimiento- y Carlos Alfredo Fernández buscaban profundidad por el centro mediante diagonales.

No obstante, ninguno de los hombres mencionados pudo destacar en el nuevamente criticado sintético de San Marcos. La cuota minúscula de inventiva recién pudo decir presente en filas de los dirigidos por Roberto Holsen con los ingresos de Antony Cuno y Cristopher Charún; este último estuvo preciso para habilitar a Josmar Rodas en la ocasión quizá más clara de toda la tarde. No obstante, el centroatacante erró el tiro ante la salida del experimentado Paúl Pantoja.

Carrasco avanza perseguido por Torres. Mientras el carrilero de Maristas salió lesionado, el volante de Los Caimanes fue el más parejo del campo. (Foto: Prensa FPF) 

Por el lado de Los Caimanes, lo más destacable fue lo realizado en el centro del campo por los Alexis, Torres y Paz, quienes estuvieron finos a lo largo del partido para contrarrestar los contraataques de Maristas. Sin embargo, la zona ofensiva reptil no funcionó igual de bien. Es más: toda la delantera del elenco portoetenano fue sustituida durante la segunda mitad, pero ni así se encontró el mejor rendimiento.

La unidad termina siendo perjudicial para los de Marcial Salazar, puesto que terminaron la fecha 4 en tercer lugar. Su consuelo es que les restan duelos directos contra los líderes Credicoop San Cristóbal y Alfonso Ugarte, por lo que el 'Lacoste' depende de sí mismo.

En tanto, Maristas quedó con 5 unidades en situación incómoda, ya que el número de goles a favor respecto de ADT y Unión Deportivo Parachique lo deja fuera de la zona de clasificación al Reducido. Pero más allá de las cifas, lo cierto es que el equipo de Huacho aún no termina de convencer como aspirante potencial a una plaza en el fútbol profesional para 2022.

Arroyo domina el balón acechado por Altamirano. En el estelar de San Marcos hubo pocas emociones. (Foto: Prensa FPF) 

Al final, la paridad reflejó claramente lo sucedido en el campo. Y aunque el fútbol por antonomasia no entiende de justicias, ambos equipos son conscientes de que si alguno se hubiera llevado dos puntos más habría sido producto de una mera jugada aislada y no como consecuencia de su capacidad.

Los Goles

No hubo.

La Caleta

Fotos: Prensa FPF


Leer más...

La ficha del Maristas 0 - Los Caimanes 0

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy