Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.comDe la mano de Rafael Dudamel, Venezuela emprende un interesante proyecto con miras al Mundial de Qatar 2022. ¿Los resultados? Clasificaciones a las Copas del Mundo en las categorías Sub-17 y Sub-20, además de un recambio generacional en la selección absoluta que se evidenció en su último duelo ante Perú.

    Alonso Cantuarias | @alonso_cantu
    Redactor

En medio de las críticas al estado de la cancha del Monumental de Maturín o los lamentos por el gol fallado de Christian Cueva que pudo significarle una histórica remontada a Perú en Venezuela, se perdió de vista un detalle no menor del cuadro llanero: el trabajo holístico de Rafael Dudamel.  Ante Perú, el exportero de la ‘Vinotinto'  alineó en su oncena titular a Wuilker Fariñez (Caracas FC) de 19 años y guardameta titular en la Sub-20, la cual -bajo la conducción del propio Dudamel- clasificó al Mundial de la categoría en el último Sudamericano disputado en Ecuador.

Pero Fariñez no fue el único Sub-20 que vio acción ante la blanquirroja. Sus compañeros Yangel Herrera (Atlético Venezuela) y Yeferson Soteldo (Huachipato/Chile), ambos volantes, también dispusieron de minutos en la etapa complementaria. Por su parte, el portero Joel Graterol (Carabobo FC) quedó a la expectativa.

Parte de un proyecto

La presencia de este grupo de jugadores en la selección absoluta venezolana no es una casualidad. Evidencia la apuesta de su técnico para lo que resta de las Eliminatorias: dar rodaje de modo progresivo a los jugadores de la Sub-20 que asistirán al Mundial de Corea del Sur, tanto de cara al propio certamen como al proceso rumbo a Qatar 2022.

Yeferson Soteldo, uno de los jugadores jóvenes más prometedores de Venezuela. Rafael Dudamel le dio la confianza para ser una de las principales alternativas en la 'Vinotinto' (Foto: AFP) 

Lejos de caer en el populismo que pudiera suponer dar borrón y cuenta de generaciones de futbolistas con poco éxito a nivel de selecciones, Dudamel arropa a las nuevas promesas y deja que ganen experiencia sin la presión de conseguir resultados.  De igual forma, el equipo logra un sostenido cambio generacional incorporando a los jugadores que van consolidándose luego de su paso por las categorías menores.

De hecho, de la nómina de 28 jugadores citados para los partidos ante Perú y Chile,  solo siete no pasaron por selecciones de menores, fueran Sub-20 o Sub-17: Mikel Villanueva (Málaga), Rolf Feltscher (Zaragoza), Rubert Quijada (Caracas FC), Arquímedes Figuera (Universitario), Rómulo Otero (Altético Minero), Jacobo Kouffaty (Millonarios) y Christian Santos (Alavés).  Por ende, un 75% del plantel actual proviene de seleccionados juveniles.

De cancerbero a revolucionario

Para entender el proceso de cambio futbolístico que vive Venezuela es importante conocer los antecedentes de Dudamel. El exportero asumió en 2012 la Sub-17 y su éxito fue rotundo. Luego de un proceso de scouting que duró aproximadamente  un año, de modo de reclutar hijos de la diáspora venezolana por el mundo, logró una sorprendente clasificación al Mundial de Emiratos Árabes al terminar segundo en el hexagonal final del Sudamericano disputado en Argentina en igualdad de puntos (9) nada menos que con el seleccionado local y Brasil. Como un valor agregado, el equipo terminó invicto en dicha instancia.  De aquel grupo, el referente fue  Adalberto Peñaranda, quien hoy –apenas a los 19 años  de edad- también integra la selección mayor; y quien lejos de ser considerado un “salvador”, es llevado de a pocos para su talento pueda explotar a favor del equipo.

Venezuela cumplió con uno de los objetivos trazados a largo plazo: clasificar a los Mundiales de menores. (Foto: AFP) 

La gesta conseguida en la Sub-17 no fue una casualidad y ello se ratificó en 2017 con un nuevo hito para el fútbol venezolano, esta vez en la Sub-20, con la que terminó tercera en el último Sudamericano como equipo revelación del certamen.  De hecho, pese a ser nombrado técnico de la selección absoluta en 2016 tras la salida de Noel Sanvicente, Dudamel no se ha desentendido de las menores; por el contrario, se basa en ellas para su nueva Venezuela, un equipo que compite y piensa a mediano plazo.

Aunque las estadísticas digan que Venezuela no irá a Rusia 2018, Qatar 2022 se torna un destino más cercano y sus recursos están siendo destinados para cumplir el objetivo. Es notorio el trabajo integral en sus categorías y se apuesta por jugar los últimos partidos de las Eliminatorias con una base joven que gane experiencia. Así, mientras muchos equipos piensas solo en cosechar resultados en el corto plazo, dentro de los cuales está Perú, los llaneros depositan sus esperanzas en la siembra.

Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.com
Fotos: AFP

24Win
Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy