Composición fotográfica: Roberto Gando / DeChalaca.comEn la historia de los clásicos, solo una vez Héctor Chumpitaz le anotó un gol a Alianza Lima por el Descentralizado. Fue hace cincuenta años, cuando Universitario ya era campeón del torneo y ganó 2-0. Aquel partido fue además el último clásico que dirigió Arturo Yamasaki.

 

Roberto Gando | @Roberto_Gando
Editor

La temporada de 2017 ofrece el partido más esperado del campeonato apenas en la fecha 2 del Torneo de Verano. Alianza Lima recibe en Matute a Universitario en un choque largamente esperado, pues el clásico no se juega desde el 17 de setiembre del año pasado, cuando los 'compadres' empataron 1-1 -aunque luego el resultado cambió en la Comisión de Justicia de la FPF-, mientras que el que se debió jugar en las Series resultó siendo un fiasco en su organización.

Frente a tal coyuntura, se presenta un nuevo encuentro que coincide con el recuerdo de un choque entre cremas e íntimo que también se jugó un domingo 12 de febrero, pero de 1967.

Extremos y opuestos

La situación que plantea el fixture del Torneo de Verano resulta diametralmente opuesta de la que se presentó hace cincuenta años. En aquel momento se jugaba la fecha 25, penúltima del primer Descentralizado del fútbol peruano. La ‘U’ ya se había proclamado como el campeón del torneo una semana antes, precisamente gracias a que Alianza Lima cayó 2-1 ante Centro Iqueño.

Al cuadro crema -que tenía como DT a Marcos Calderón- aún le tocaba afrontar tres encuentros. El primero lo disputó con Sporting Cristal, ante el que presentó un once alterno en el que debutó el ‘Trucha’ Percy Rojas; pero en su siguiente compromiso volvió a alinear al equipo principal, pues su rival era un Alianza que todavía peleaba por ocupar el segundo lugar en la tabla, una lucha en la que el cuadro íntimo se encontraba inmerso con Sport Boys para clasificar a la Copa Libertadores.

Se acaba de gestar el primer gol de Universitario, obra del 'Loco' Cassaretto, mientras el golero Román Villanueva solo ve pasar el balón (Recorte: diario El Comercio)

El partido comenzó a las 16:00 horas como plato de fondo de un triplete que desde el mediodía animaron Carlos Concha con Defensor Lima y Mariscal Sucre ante Centro Iqueño. Para dirigir el compromiso se escogió a Arturo Yamasaki en el que fue su último clásico, pues al acabar el año partió hacia México contratado para arbitrar en la Primera División de ese país, cuya nacionalidad acabaría adquiriendo.

El choque comenzó con una firme presión de Universitario sobre las líneas aliancistas. Y así fue que se gestó el primer gol, cuando a los 10’ José Fernández le quitó el balón a Pedro ‘Perico’ León y se lo cedió a Roberto Chale, quien a la vez se lo entregó a Víctor Calatayud para que este -tras superar la marca de Rodolfo Guzmán- habilitara a Enrique Cassaretto. El ‘Loco’ se mostró infalible en la definición y con remate esquinado batió al golero Román Villanueva.

En un dos por tres

Sin poder concretar alguna ocasión de peligro, en la segunda etapa Alianza cedió por completo la iniciativa de los ataques al equipo crema. Fue así que la ‘U’ llegó a la segunda conquista, pues de tanto insistir finalmente encontró un penal tras falta de Jorge Barreto sobre Alejandro Guzmán. La acción además le valió la expulsión al defensa aliancista, quien así se perdió la ejecución de la falta tras remate de Héctor Chumpitaz a los 68’ (aquel fue su segundo gol en la historia de los clásicos, pues un año antes también convirtió por la misma vía, pero en la Libertadores).

El penal de Héctor Chumpitaz que selló el triunfo de la 'U' frente a Alianza (Recorte: diario El Comercio)

Con el 2-0 en el marcador, en filas íntimas cundió el desorden y la violencia se apoderó de algunos de sus jugadores. Cinco minutos después también vio la roja Armando Lara, mientras que a falta de un minuto se produjo otra falta dentro del área que costó la tercera expulsión a los blanquiazules (de Luis Maraví al golpear a Cassaretto) y otro penal en contra. La ocasión la volvió a tomar Chumpitaz, cuyo remate esta vez fue interceptado por Villanueva para luego salir desviado en segunda instancia.

Casi de inmediato sonó el silbato de Yamasaki, con lo que se dio por concluido un encuentro deslucido por las bajas de Alianza. La derrota blanquiazul fue aún más dura si se toma en cuenta que un día antes Boys le ganó 0-1 a Municipal, resultado que permitió a los rosados tomar el segundo lugar con dos puntos de ventaja.

En Universitario la victoria se tomó también como una revancha del traspié en la primera rueda, cuando el clásico había acabado con un 3-2 a favor de los íntimos. Con esa cuenta saldada, el equipo de Calderón volvió a afrontar la última jornada con un once alterno, el cual se impuso a Centro Iqueño para así cerrar de la mejor forma una temporada en la que la 'U' logró consagrarse como el primer campeón de la historia de los torneos nacionales.

Composición fotográfica: Roberto Gando / DeChalaca.com
Recortes: diario El Comercio


Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy