Composición fotográfica: Aldo Ramírez / DeChalaca.comCon dos tiempos muy diferentes, el Real Madrid venció 1-2 al Bayern en el Allianza Arena aprovechando la caída mental de los jugadores locales tras el primer gol de Cristiano Ronaldo y la expulsión de Javi Martínez. Pese a ello, Manuel Neuer mantuvo a su equipo vivo en la eliminatoria.

Manolo Núñez | @Manolonf
Editor

El no poder contar con Mats Hummels y Robert Lewandowski para este partido se antojaba como un gran problema para Carlo Ancelotti. La ausencia del central, más que por su capacidad defensiva, resulta clave por su visión y buen pase en salida; mientras que el momento del polaco y su capacidad goleadora es algo que Thomas Müller está lejos de poder brindar en este momento. Todo lo demás estuvo a la altura en el primer tiempo, salvo estos dos puntos que en el segundo tiempo se hizo notar.

El Madrid no realizó mayores cambios. Es un equipo que hace varias temporadas sabe cuál es su mejor estilo de juego y lo aplica casi siempre con resultados positivos. En este partido parecía que la receta no le iba a funcionar, dado que el Bayern lo tuvo metido en su cancha y si bien controlaba bien a Arjen Robben, el gol igual llegó por una pelota parada vía Arturo Vidal. Esto despertó por un momento al Madrid, pero lo de los bávaros era bien aplicado y las llegadas se sucedieron por la buena rotación de los volantes del cuadro alemán.

Sobre el final del primer tiempo, el árbitro Nicola Rizzoli cobró un penal a indicación de su árbitro de área por una mano de Dani Carvajal que no fue. Vidal, hasta ese momento el mejor del local, se acercó para cobrar el penal y lo mandó a la grada. Con esa jugada se acabó la primera parte. Si bien el penal podría haber afectado emocionalmente a los jugadores locales, el momento en que en verdad bajó su nivel fue con el primer gol de Cristiano Ronaldo a los 47' en una jugada en que durmió todo el bloque defensivo local. Con poco o sin hacer nada, el Madrid empataba el partido. Ese es su estilo.

Con la expulsión de Javi Martínez, el Bayern complicó sus chances de hacerle frente al Real Madrid. (Foto: AP) 

Los alemanes trataron de recuperarse pero dos faltas tontas de Javi Martínez terminaron en su expulsión y de ahí el partido cambió. Madrid comenzó a recuperar más rápido el balón y pese al ingreso de Douglas Costa, el Bayern no pudo llevar el partido a las bandas por los errores en salida de sus centrales, especialmente de Jerome Boateng. El gol merengue se caía de maduro y si se demoró en llegar fue gracias a Manuel Neuer que atajó llegadas claras a Gareth Bale, Karim Benzema y Cristiano -esta última una tremenda atajada a una mano-.

Pero el gol llegó. Un buen centro a media altura de Marco Asensio encontró a Cristiano que le ganó la posición a Juan Bernat. El Madrid no dejó salir más al Bayern y anotó un gol más vía Sergio Ramos que Rizzoli anuló correctamente por offside del central español. Con esto, pese al buen resultado, el marcador no refleja el dominio del Madrid y le deja cierta oportunidad al Bayern para la vuelta.

Lo cierto es que es llamativo que un equipo del nivel de los bávaros sufran un bajón mental tan fuerte como el que tuvieron en el segundo tiempo a partir del gol y la expulsión de Martínez. Da que pensar, en vista que partidos de este nivel necesitan precisamente de tesón y autocontrol para sacarlos adelante desde lo mental. ¿Podrá Ancelotti levantar en lo mental a su equipo y convencerlos que pueden dar vuelta a la eliminatoria? Esa será la principal tarea del italiano si es que quiere alzar su cuarta Champions como técnico.

Los Goles

Fotos: AP


Leer más...

La ficha del Bayern 1 - Real Madrid 2

 

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy