• PASE Y COBRE. Pedro aprovechó una genialidad de Iniesta y puso el 1-0 a favor del Barcelona. (Foto: AFP)
  • INTUÍA EL PANORAMA. Mientras Dani Alves e Iniesta regresan a su campo luego del gol de Pedro, un estático Di María no pude ocultar su resignación por la ventaja catalana. (Foto: REUTERS)
  • EL REY DE LA SELVA. ‘Tarzán’ Puyol se mostró sólido ante los atacantes del Real Madrid. Di María no pudo superar al capitán del Barcelona. (Foto: AP)
  • A LLORAR A LA PLAYA. Cristiano Ronaldo volvió a exhibir su cara de tristeza durante el partido con el Barcelona. El portugués no pudo ante el sólido bloque defensivo del equipo de Guardiola. (Foto: REUTERS)
  • LO AJUSTARON. El juez belga De Bleeckere mira con cara de pocos amigos a Dani Alves, quien intenta pararse luego de cometerle una dura falta a Carvalho. (Foto: AFP)
  • NI CHICHA NI LIMONADA. Dani Alves logra avanzar hacia el pórtico de Casillas a pesar de la marca de Ronaldo. CR7 no destacó ni en ataque ni en defensa. (Foto: AFP)
  • NO SIRVIÓ DE NADA. El tanto de Marcelo sólo le puso un poco de picante a los últimos 25 minutos. No obstante, el Real Madrid fue incapaz de conseguir más goles y tuvo que resignarse con el 1-1. (Foto: REUTERS)
  • BIENVENIDO A LA FIESTA. Abidal pudo gozar de la clasificación del Barcelona estando dentro de la cancha. El francés entró en el complemento por un exhausto Puyol. (Foto: AFP)
  • NO BAILÓ TANGO. Pese a las ganas que mostró Higuaín, el argentino no pudo vencer la resistencia de Valdéz.  (Foto: AFP)
  • NO ARRUGAN. La arrogancia de Cristiano Ronaldo se hizo presente durante el cotejo. En la imagen se observa cómo tiene un altercado con Pedro y Dani Alves. (Foto: AFP)
  • TODO TERRENO. Si bien no fue su mejor cotejo, Messi complicó al bloque defensivo merengue. Xavi Alonso sufrió la movilidad del volante del Barcelona. (Foto: AFP)
  • LO MERECÍA. Las celebraciones del Barcelona tuvieron como protagonista al francés Abidal. Sus compañeros le dedicaron el pase a la final de la Champions. (Foto: REUTERS)
  • NOS VAMOS A WEMBLEY. Valdéz y compañía no escatimaron energías para festejar su pase a la final de la Champions.  (Foto: AFP)

 

 

UEFA Champions League - Semifinales (vuelta)

Resultados - martes 03/05

Barcelona 1 (Pedro Rodríguez 54') - Real Madrid 1 (Marcelo 64')

El análisis

La frecuencia: Fox Sports

Desde los estudios de Fox Sports Argentina, Fernando Niembro y Mariano Closs repitieron el plato de la ida en el Camp Nou. Hubo una notable mejora en los comentarios, Niembro se abocó completamente al análisis del juego, sin la parcialidad que suele tener con sus compatriotas, aunque parezca que para ellos Messi no es criticable cuando falla. Hubo unas fallas de origen que, felizmente, duraron un par de minutos a lo mucho. Por otro lado, con un trabajo muy puntual estuvo Walter Safarián desde el mismo Camp Nou.

El galáctico: Lionel Messi

La ‘Pulga’ no sólo fue el más importante en el resultado, también en el juego. El talento que tiene para llevarla pegada al pie, usar su cuerpo y que parezca imposible sacársela por más pequeño que sea, lo explotó al máximo. Esta vez no se recostó demasiado a jugar en la misma línea que Xavi o Iniesta, pero fue fundamental para el ataque del Barcelona pegado a una banda o acomodándose de cara a los defensas.

El estrellado: Emmanuel Adebayor

Los últimos tres derbis del togolés han sido deprimentes, el último más que los dos anteriores. Empero, en el banco de Real Madrid insistieron en él, y éste insistió en jugar mal. Cometió faltas ingenuas, unas por ubicación y otras por torpeza, y se pudo ir expulsado si es que el árbitro hubiese querido ser más riguroso. Claro que también hay culpa en el funcionamiento madridista que generó muy pocas ocasiones en el arco de Valdés, por lo que cualquier delantero tenía complicada su labor.

Sorbos coperos

Ataque si quiere ganar: El elenco merengue estaba obligado a ganar e hizo dos cambios del mediocampo para adelante. Por el suspendido Pepe jugó Kaká para jugar por derecha, mientras que Higuaín reemplazó a Ronaldo en punta, ubicándose el portugués en la banda izquierda. Esto favoreció a la presión que hubo a los defensores catalanes durante los primeros minutos -incluso hubo paridad en la posesión-, pero a medida que pasaban los minutos Barcelona iba rotando mejor el balón gracias a la mayor colaboración de sus aleros: Villa y Pedro. Todo volvió a la normalidad y el cuadro azulgrana recuperó el esférico.

San Casillas: Los dirigidos por Josep Guardiola empezaban a tejer su telaraña en el campo con movimiento constante de delanteros y volantes. Con ello, Madrid se vio obligado a cortar con faltas al verse superado por la velocidad blaugrana, y pudo caer hasta en cuatro ocasiones en 13’. Primero, un cabezazo de Sergio Busquets que llegó al área y cabeceó cómodamente. Luego, tras una diagonal de Messi, Casillas en dos tiempos atrapó el balón. Posteriormente, Messi se quitó con un amague a dos defensores y la pelota pasó muy cerca del arco. La más espectacular: una gran jugada colectiva que culmina con un remate de Villa en primera, y Casillas salva a mano cambiada. Apareció Casillas para ponerse la chapa del mejor arquero de la Champions.

Tiqui tiqui ¿y el gol?: Es cierto que Barcelona dominó a placer y desesperó al Real, pero a tanta posesión no pudo darle el toque eficaz que necesita el mejor equipo del mundo. A pesar del gol de Pedro y del buen partido de Villa, ambos no pasan por un gran momento goleador, y quien tiene que embocar casi todas es Messi. Si algo se le pudo discutir futbolísticamente a los dirigidos por el ‘Pep’ es la falta de contundencia de cara al arco.

Se ven chicos desde Barcelona: Real Madrid nuevamente lució muy inferior al Barça. El empate no cabe como excusa: si un plantel como ese no ataca es que hay un problema. Y con atacar no sólo se debe entender el  ser estrictamente ofensivos y caer en la desesperación del gol. También se ataca al rival cuando tiene el balón, como trató de hacerlo en los primeros 10’, sin dejar pasar con balón dominado los primeros 30 metros a Barcelona. ¿Por qué esta actitud no se mantuvo? Porque no hubo solidaridad, y esta palabra marca distancias entre ambos equipos. Una acción pintó de cuerpo entero esto: Dani Alves se llevó a Cristiano Ronaldo y el luso no persigue al lateral brasileño, sólo dejó que Marcelo vaya al uno contra uno. En Barcelona, se perdió un balón en ataque y Cristiano Ronaldo va por una banda, quien baja a incomodarlo es Pedro para que Piqué recupere el balón posteriormente. Ahí puede ver quién tiene más claro el término “equipo”.

Se sienten pasos: No hay que crearse fantasmas. El árbitro se equivocó para los dos lados, así como tuvo aciertos. Más allá de que obvió una expulsión para Carvalho y una falta de Cristiano Ronaldo a Mascherano, en donde no hubo intención -acá incide el criterio del réferi- mantuvo un mismo criterio con las tarjetas en el resto del partido. No fue un arbitraje descollante, pero el belga De Bleeckere aprobó en el Camp Nou.

La Caleta

El Barcelona logró superar al Real Madrid en otra estadística tras el partido de hoy. Hasta ahora los madridistas eran el equipo con más finales jugadas en competiciones europeas con 16. La clasificación de los catalanes a la final de Wembley llevará que ellos disputen su final número 17.

Fotos: Reuters

Comentarios (0)add
Escribir comentario
quote
bold
italicize
underline
strike
url
image
quote
quote

busy